Cargo de conciencia | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Escaparate Político

Cargo de conciencia

 


La muerte de los niños y adultos que pierden la vida al llegar a los hospitales públicos sin medicina, sin médicos ni atención. Ver a los más pobres en la miserable aldea de Mitlatongo, en peligro de morir por los cuartuchos mal construidos en un área de grave falla geológica. Dos hechos que, necesariamente, deben significar cargo de conciencia para los altos funcionarios del gobierno que encabezó Gabino Cué, al robar el patrimonio de los oaxaqueños que hoy padecen las consecuencias. En la lluvia de cifras que surgen de la Contraloría, en la Fiscalía Anticorrupción y otras instancias gubernamentales, mencionan más de 14 mil millones de pesos desviados durante el “gabinato”.
Independientemente de que aún con esos enjuagues tenebrosos, tan habituales entre la clase política, puedan llevarlos a la cárcel, hay algo que debe tener más que inquietos a esos ladrones. El cargo de conciencia, aunque no quieran, les ha de pesar.
Dicen los expertos que una conciencia crónicamente perturbada por el sentimiento de culpa produce cambios químicos y biológicos en el organismo, predisponiendo al cuerpo de las enfermedades. El ser humano puede arrastrar remordimientos de conciencia durante mucho tiempo antes de confesar la verdad. Cualquier remordimiento está asociado con el sufrimiento, el miedo, la angustia y la falta de paz, porque estos fenómenos muestran un peso excesivo del pasado en la conciencia del actor que no se perdona ese error del ayer.
Terrible sufrimiento moral el de la pandilla. Su cinismo por más exacerbado, no podrá evitarlo. Gabino, Mané, Netzahualcoyotl Salvatierra, José Zorrilla, alias “El Chachalaco” Alberto Vargas, el libretón Carlos Moreno, Juan José Álvarez Candiani, su pariente Salvador Monroy, Alberto Esteva y los principales “cerebros” del hurto del siglo: Jorge Castillo y Enrique Arnaud Viña, tienen que ser llamados a cuenta. El gobierno no puede evadir tal responsabilidad, hacerlo sería atizar más el resentimiento social que está llegando al clímax.
En el aspecto político, el gobernador Alejandro Murat Hinojosa, está en la ineludible ruta de castigar a los responsables de robo tan fenomenal. No hacerlo sería inmolar su carrera política.

Evidencias
El turbador reportaje de la colega María de los Ángeles Nivón, del gran fraude (uno de tantos) que significa la reubicación del pueblo de Mitlatongo donde justificaron 500 millones de pesos que no se invirtieron, debe mover también la conciencia de los funcionarios que tienen la obligación de investigar y aplicar la ley. Con evidencias documentales, la colega prueba que Netzahualcóyotl Salvatierra como titular de Sinfra es el principal sospechoso del desvío de esa barbaridad de dinero autorizado para reubicar a ese pequeño pueblo que hoy muere lentamente entre la gran corrupción gubernamental y la falla geológica del lugar. Casuchas construidas con la peor calidad, están por desplomarse sobre la humanidad de esos marginados que tienen que sobrevivir en casas a punto de derrumbarse.

Avances
Con la intención de encontrar alguna certitud entre esa especie de “declaracionitis” de muchos funcionarios sobre cantidades inciertas de dinero que desviaron funcionarios de Gabino, hable con algunas fuentes confiables.
Me aseguran que soslayar el clamor social de castigar el robo de tanto dinero público en el gobierno anterior, significaría suicidio político para el gobierno de Alejandro Murat Hinojosa. Y no solo eso. Debe presentar resultados, a más tardar, en su primer informe de gobierno. Si lo hace después se le complicará el panorama porque vienen enseguida tiempos electorales en los que, muchos pillos, buscarán protegerse.
Una de mis fuentes acepta que armar los expedientes no ha sido fácil, pero caminan. La punta del hilo que ha permitido atar cabos la encontraron en las declaraciones del extitular de la SSO, Germán Tenorio. Me aseguran que este galeno está sirviendo como una especie de testigo protegido, sin serlo. Para allegarse evidencias ha sido determinante el trabajo de la Unidad de Lavado de Dinero de la PGR. El tema da para otra entrega.

El salto del chapulín
Luego de la Asamblea del PRI, su líder nacional, Enrique Ochoa, puso los puntos sobre la íes. Definió las virtudes que debe tener quien represente al PRI en 2018: trayectoria muy positiva, experimentada y probada en el ejercicio de la administración pública; honestidad comprobada, y un proyecto convincente e inteligente a la ciudadanía.
Vaya, utopía. Para empezar, en Oaxaca, los que quieren ser candidatos, ni por asomo conocen estas cualidades. Samuel Gurrión, María de las Nieves, Mariana, Sofía Castro, Lilia Mendoza. Puro cartucho quemado. El PRI tendrá que buscar candidatos -hombres y mujeres- con la Lámpara de Diógenes.
Sin excepción, todos los políticos y “líderes sociales” han sido contagiados por la epidemia de los “moches”. Es el caso del MULT.
A principios de mes, el eterno dirigente de los triquis, Rufino Merino, un verdadero potentado, con camionetas lujosas para él, sus hijos y sus dos mujeres, casas ostentosas como la que construyó en Paso del Águila, se evidenció.
Presionó al titular de Sinfra, Fabián Herrera, para concluir una Unidad Deportiva en la zona. La obra con valor de cerca de 16 millones de pesos, fue autorizada pero al firmar la concesión ?saben que pidió el impoluto “líder social”? Que los trabajos los haría una de sus cinco constructoras que maneja en sociedad con Javier Pérez Acevedo. Para hacer sus lucrativos negocios a costillas de los triquis, don Rufino y su socio tienen cinco empresas: Gabrio, SA; Grupo Valleo; Sistema Integral de Construcción y Servicios, entre otras. Para no fallar, el líder Triqui mete a concurso sus cinco constructoras. Cualquier debe ganar y si no, amenaza con marchas y plantones.

Visítenos en: www.escaparatepolitico.com
O escríbanos a fsj9420@prodigy.net.mx
Twitter: @escaparate_oax
Facebook: escaparate_politico@hotmail.com