Un violador de DH | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Escaparate Político

Un violador de DH

 


Aunque en la primera y segunda ronda de votaciones en el Senado de la República, para elegir al nuevo presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDG) el ex defensor de los derechos humanos de los oaxaqueños (DDHO) Arturo Peimbert Calvo no alcanzó mayoría, está presente el recelo de que un violador de derechos humanos resultara ombudsman de este país. Que gran contrasentido en caso de que así resultara.
Ninguno de los tres candidatos para ser el nuevo ombudsman, alcanzó en la segunda vuelta los votos necesarios para adjudicarse el puesto, por lo que el Senado de la República realizará una tercera votación con las mismas propuestas el próximo martes 5 de noviembre.
La terna de finalistas está conformada por José de Jesús Orozco Henríquez, Arturo de Jesús Peimbert Calvo y María del Rosario Piedra Ibarra, hija de María Rosario Ibarra de Piedra.
Los senadores sometieron a votación en dos ocasiones a los aspirantes. En una primera ronda Piedra Ibarra obtuvo 59 votos, mientras que Orozco y Peimbert obtuvieron 44 y 11 votos, respectivamente.
En la segunda vuelta, 67 votos favorecieron a Piedra Ibarra, mientras que Peimbert recibió 48 y Orozco tres. Aunque el primer lugar obtuvo 19 votos arriba del segundo, el riesgo de que Peimbert Calvo pudiera alcanzar posición tan relevante no se ha disipado. Les digo porqué.
Primero, el padrinazgo del saqueador Gabino Cué detrás de Peimbert, es muy poderoso. Influye mucho la liga política del exgobernador oaxaqueño con el presidente AMLO.
Segundo, es evidente el apoyo que están dando a Peimbert los grupos de la Iglesia católica, algunas tribus del Cártel 22 y las catervas más rijosas que sobreviven de la APPO como la camarilla del incendiario Flavio Sosa. Todos apuestan a la llegada del oaxaqueño a la CNDH.

Doble cara
En junio del 2013, en este mismo espacio, pregunté: ¿un violador de derechos humanos designado ombudsman de los oaxaqueños?
Cuando los grupos de presión que orbitan alrededor del gobierno “del cambio” de Gabino Cué estaban en la puja para decidir a quién entregarían el hueso de la DDHO (el voto de los diputados fue pura faramalla), entrevisté a Arturo Peimbert. Le pregunté si la política de Derechos Humanos en el estado la pondrían en sus manos solo por su incondicionalidad ante el influyente político con sotana Wilfrido Mayren motejado “padre guerrillero” que entonces era vocero del arzobispado.
Como Judas, lo negó tres veces. Me dijo que él guardaba sana distancia con el polémico cura, amante de bienes y goces terrenales. Me rememoró que su apego a la defensa de los derechos humanos empezó con su intensa actividad en la atención de los maestros y activistas de la APPO perseguidos por la policía en aquellos días aciagos del 2006 en que cerraron escuelas públicas por más de medio año, sitiaron la ciudad con barricadas, incendiaron edificios y camiones, etc.
“Los protegíamos y atendíamos en los edificios del Seminario y la Iglesia de la Virgen de los Pobres. Allí conocí al Padre Mayrén”, me dijo.
Dada la buena fe con que, siempre, actuamos los periodistas ante cualquier entrevistado, y la simulación de Peimbert, le creí. Después corroboré, no solo su cercanía, sino su incondicionalidad con el padre Wilfrido. Incluso, comparten ligas familiares políticas, son compadres.
La personalidad de estos dos personajes no tuviera ningún interés periodístico si no actuaran como hombres públicos, con poder político. Esto es lo que obliga a revelar su doblez y más cuando nos enteramos que, Peimbert es un indiciado. Por eso preguntamos ¿un violador de derechos humanos en la Comisión Nacional de Derechos Humanos?
Grave responsabilidad de quienes le entregaron cargo tan cardinal a sabiendas de que existe en su contra un proceso civil en el expediente 335/2002 por el delito de violencia intrafamiliar en perjuicio de su primera esposa y su pequeño hijo. Doblemente cuestionado el papel de este alto funcionario allegado al gobierno de Gabino, porque lo ponen a defender derechos humanos cuando él mismo -de acuerdo al expediente citado- ha violado esos derechos en los que deberían ser sus seres más queridos.
EL citado expediente lo hicieron llegar a esta columna con la petición siguiente: exhibir la calidad moral de quien tiene en sus manos la encomienda de proteger los derechos humanos de los oaxaqueños y ahora, posiblemente, del país.

Visítenos en: www.escaparatepolitico.com
O escríbanos a fsj9420@prodigy.net.mx
Twitter: @escaparate_oax
Facebook: escaparate_politico@hotmail.com