Migrantes abarrotan bancos y supermercados en Tapanatepec
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Migrantes abarrotan bancos y supermercados en Tapanatepec

Crean un kilométrico mercado ambulante para ganar unos pesos y revender agua y básicos


Migrantes abarrotan bancos y supermercados en Tapanatepec | El Imparcial de Oaxaca
Fotos: Adrián Gaytán / Largas filas en las sucursales bancarias donde se cambian dólares, aunque con notable utilidad con el tipo de cambio para instituciones

La concentración de miles de migrantes varados en este municipio ha colapsado los servicios que ofrecen las instituciones bancarias y tiendas de autoservicio, los cuales ya reportan escasez de algunos productos de la canasta básica.

Para acceder a las instituciones bancarias, las y los migrantes que reciben recursos de sus familiares deben formarse por varias horas, incluso desde días previos para retirar en pesos mexicanos el dinero que les envían, en tanto otros acuden para cambiar los pocos dólares que les quedan.

Aunque en los refugios que instalaron las autoridades federales y cerca de los campamentos, existen personas que realizan el cambio de los dólares a pesos mexicanos, su valor disminuye hasta los 15 a 16 pesos en comparación con los 17 hasta los 18 pesos que reciben en los bancos.

En las tiendas departamentales y de conveniencia que se ubican en Tapanatepec, los migrantes también deben formarse para adquirir productos de la canasta básica, por lo que ya se registra desabasto de productos como agua, diversos tipos de carnes, arroz, frijol, frutas y verduras.

Los productos ya están escaseando porque algunos abusaron y compraron demás, ahora los están revendiendo a costo muy altos; son los mismos hermanos migrantes quienes abusan con la necesidad de otros”, denunció Misael, ciudadano proveniente de Venezuela.

Para algunos habitantes de Tapanatepec la crisis migratoria los tomó por sorpresa, representa de alguna manera un aumento en sus ventas ya que los hoteles, dormitorios, fondas, tiendas, casetas telefónicas, en todo momento lucen abarrotadas.

Sin embargo, para otros es un problema grave que puede desencadenar otras repercusiones como un aumento de enfermedades, escasez de productos de la canasta básica como ya ocurre y, lo peor, que entre las caravanas viajen delincuentes de la Mara Salvatrucha.

 

Esas mochilas llevan dentro la vida y las esperanzas de indocumentados

 

UNA PELÍCULA DE TERROR

Luis es otro de los migrantes que no ha podido continuar su camino hacia la frontera norte de México, ya que desde hace más de dos meses partió de Venezuela con el propósito de llegar hasta los Estados Unidos, sin embargo, ahora vive momentos de incertidumbre.

Me vine buscando el sueño americano, pero he vivido una película de terror, he visto muertos, ahogados, asesinatos, violaciones y lo que me marcó es la muerte de un niño en la selva quien murió ahogado cuando sus padres intentaron cruzar el río, muchos se quedaron en el camino porque no aguantaron, otros fueron asesinados”, señaló.

 

Algunos venezolanos han ya conseguido trabajo en Tapanatepec

 

Viejo y enfermo

Alside Escobar, un migrante venezolano de 60 años de edad, es uno de los pocos que ya perdió la esperanza de continuar su camino, pues a sus 60 años de edad, ya no le quedan fuerza ni recursos económicos para seguir esperando en San Pedro Tapanatepec

Estoy viejo y enfermo, soy hipertenso y ya no tengo dinero para sobrevivir aquí, venimos por algo mejor y esto ya empeoró, le pedimos al gobierno de México, a Andrés Manuel López Obrador y de Estados Unidos a su Presidente Joe Biden para que ya nos de una respuesta, si no nos van permitir pasar por lo menos que nos regresen a Venezuela, lo poco de dinero que me queda solo me aguanta para un día más, después no sé qué pasará “, indicó.

Al cumplirse 10 días desde que se encuentra varado en Tapana y más de dos meses de haber salido de su país natal, reconoce que ya no le quedan fuerzas para continuar y su única opción es regresar a su tierra dónde prevé pasar los últimos años de su vida en medio de la crisis económica.

Mientras unos viven su calvario, otros han logrado adaptarse a la vida cotidiana y migratoria que se vive en el sur México, algunos instalaron peluquerías, incluso papelerías y otros lograron conseguir empleos en comercios locales para obtener un poco de recursos y así subsistir.

En Venezuela, un peluquero apenas ganaba un dólar por servicio, en tanto en el campamento el costo por corte oscila hasta en los 60 pesos, alrededor de tres dólares, lo que refleja la diferencia de la economía de cada país.

A lo largo y ancho de la Avenida Manuel Ávila Camacho, misma que comunica a la Unidad Deportiva 21 de Marzo, se ha convertido en el mercado ambulante más grande de Tapanatepec, incluso de Oaxaca, pues los mismos migrantes han colocado puestos para revender agua, refrescos, así como comida.

En esta Avenida se observa de todo tipo de productos, muchos aprovechan la necesidad de otros para adquirir y revender ropa, celulares y todo lo que les pueda dejar algo de dinero para continuar su travesía, si es que las autoridades les permiten avanzar.


aa

 

Relacionadas:

--------------------------------------
---------------------------------------