Tienditas de Oaxaca se rebelan contra “ley antichatarra” | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Tienditas de Oaxaca se rebelan contra “ley antichatarra”

Ni los tenderos y mucho menos los consumidores han respetado los lineamientos de esta ley que entró en vigor el pasado lunes.


Tienditas de Oaxaca se rebelan contra “ley antichatarra” | El Imparcial de Oaxaca

Las tienditas desconocen el contenido y restricciones de la “ley antichatarra” y en otros lados, aseguran que si una persona adulta va a comprar papas fritas o refrescos, se los venderán.

Para Alicia, quien tiene su establecimiento en el centro de la ciudad, esta medida tiene que difundirse porque muy pocos comerciantes y padres y madres de familia conocen del contenido y limitaciones. 

Cabe mencionar que la reforma al Artículo 20 Bis a la Ley de los Derechos de Niñas Niños y Adolescentes del Estado de Oaxaca que prohíbe la venta, distribución y regalo de bebidas azucaradas y alimentos envasados de alto contenido calórico a menores de edad entró en vigor este lunes, luego de ser publicada en el Diario Oficial. 

“Depende de los papás y mamás de lo que le compren a sus hijos porque al final vienen con ellos a adquirir algo para comer”. 

Mientras tanto, para Hermilo Ricárdez, otra persona que es dueña de una tienda de abarrotes en la periferia de la ciudad de Oaxaca, esta medida viene a atentar contra los ingresos de las personas que van al día en sus gastos. 

Dijo que ayer observó que llegaron personas adultas a adquirir sus productos, ya que están conociendo de la ley. 

“Creemos que hay mucha gente que desconoce de esta reforma de que los diputados prohibieron esta venta sin importarles lo que afectaron”, comentó. 

Para el microempresario, las personas de forma usual acuden a comprar la botana y en algunos lugares, envían a sus hijos a realizar la compra. 

“Cada quien tiene el derecho de comer lo que guste, porque es responsabilidad de las familias y en esto, hay que tener responsabilidad”, comentó. 

Asimismo, en su opinión es difícil que las familias de escasos recursos no salgan afectadas con esta medida que viene a afectarles. Además que las tienditas pueden tener disminución de sus ventas. 

En las comunidades, las personas de las misceláneas desconocen la entrada en vigor de esta ley y siguieron vendiendo a los menores de edad productos gaseosos y fritangas. 


 

Relacionadas: