Genera "teleeducación" gasto a padres
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Genera “teleeducación” gasto a padres

En escuelas privadas, se exige contar con tableta o computadora para acceder a las clases del nuevo ciclo escolar.

Genera “teleeducación” gasto a padres | El Imparcial de Oaxaca

Con el inicio del ciclo escolar a distancia por diferentes plataformas en escuelas privadas de la entidad, padres y madres de familia erogarán entre 5 mil a 10 mil pesos más que en años anteriores, por la compra de computadoras, servicios u otros aparatos que faciliten la conexión de los estudiantes.

Además de los útiles escolares, libros de texto y otros productos que cada año escolar compran los padres y madres de familia de las escuelas particulares, este 2020 la emergencia sanitaria generó un gasto extra para la mayoría de familias.

Azucena, madre de familia de conocido Colegio de la capital oaxaqueña, explicó que tan solo de un hijo del nivel primaria, gastó más de 5 mil pesos en útiles, libros, uniformes, zapatos y otros accesorios de cada año.

Sin embargo, con la emergencia sanitaria por Covid-19, su familia tuvo que requerir de una mejor conexión a Internet y realizar la compra de otra computadora para su menor hijo, al considerar que la única que tenían será ocupada para otras funciones de trabajo.

“Con el paquete de Internet que viene incluido con el servicio de telefonía, más la computadora que compramos, gastamos otros 8 mil pesos. A esto le sumamos que hicimos modificaciones en la casa y acondicionamos un espacio para las clases en línea, que también generó otro gasto”, señaló.

En otros casos, donde las familias tiene más de un hijo en escuelas particulares, el gasto se duplica por la compra de otros aparatos como tabletas o celulares que tengan funciones para la conexión en línea.

Renata, con dos hijos en una escuela particular del norte de la ciudad, afirmó que tuvo que comprar una computadora y un celular para las clases en línea de sus hijos, que se compartirán y alternarán durante la semana, mientras ella y su esposo también laborarán en casa con otras computadoras.

“Afortunadamente pudimos sacar a pagos la computadora y el celular, es un gasto extra que tenemos que realizar porque no podemos estar compartiendo un mismo equipo. La necesidad nos obligó a comprar y endeudarnos un poco más frente a esta situación tan complicada”, expuso la mujer de 32 años de edad.

 

Relacionadas: