AMLO: de la victoria histórica a la promesa incumplida
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

AMLO: de la victoria histórica a la promesa incumplida

A dos años de los comicios que ganó AMLO, La seguridad ha quedado a deber pues los índices delictivos se dispararon en año y medio; El diésel y la gasolina premium con las mayores alzas desde que inició la actual administración federal

AMLO: de la victoria histórica a la promesa incumplida | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet

Este primero de julio se cumplen dos años de las elecciones presidenciales de 2018 en las que Andrés Manuel López Obrador arrasó en las urnas y se postuló como un gobierno de la esperanza  al que él mismo denominó la Cuarta Transformación, que a la luz del tiempo se ha convertido en demagogia polarizante, pues las estadísticas en varios rubros de la administración pública, como seguridad y precios de los combustibles, han experimentado una grave crisis que ha repercutido en la vida social y económica de la población.

Aumenta sin freno, precios de combustibles 

A pesar de que descartó “gasolinazos”, en los primeros dos años de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, los precios de los combustibles en Oaxaca han tenido variaciones a la alza en más de dos pesos por litro.

De acuerdo con datos de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), los aumentos en los precios de los combustibles han sido progresivos; en julio de 2018, primer año de López Obrador en la presidencia, el litro de magna rondaba los 18.54 centavos, no obstante para diciembre había alcanzado los 19 pesos con 25 centavos.

Para julio de 2019, en el primer año de mandato, el precio por litro del combustible de mayor demanda en el país llegó a los 20 pesos con 10 centavos y para diciembre de dicho año rondó los 20.14 pesos.

Tan solo en año y medio de gobierno federal, la Magna observó un aumento de un peso con 06 centavos, si un tanque de 41 litros se llenaba con 760. 14 pesos, ahora costaba 825.74 pesos.

Sin embargo, con la epidemia, el aislamiento con la implícita suspensión de actividades laborales y  comerciales, así como la caída del precio del petróleo a nivel internacional precipitó los precios en marzo de 2020, cuando llegó a costar 18.72 el litro y en abril la magna rondó los 16 pesos con 17 centavos.

Mientras que en mayo la magna costaba 17 pesos con 08 centavos y para junio osciló entre los 18. 30 y 19.02 centavos. 

A su vez para, 2018 en las Estaciones de Servicio del estado, el  combustible premium, en julio se vendió en 19.97 centavos y para diciembre alcanzó los 20.67 centavos.

Por el primero de julio de  2019, el litro de premium llegó a costar 21.40 centavos y para diciembre el precio rondó los 21 pesos con 26 centavos, lo cual significa que en año y medio el precio se elevó un peso y 29 centavos. EL último día de junio de 2020, el litro se cotizó en 19.12.

A su vez, el diésel en julio de 2018 costó 19 pesos con 51 centavos, para diciembre de ese año subió a 20. 63; en julio de 2019 alcanzó el precio de 21.60, y para cerrar ese año llegó a los 21.76, el incrementó aquí alcanzó los 2 pesos con 25 centavos.

Solo que la epidemia y el confinamiento bajó los precios del combustible pues en julio de 2020 llegó a los 20.26 centavos.

La promesa incumplida

Durante la toma de protesta y en su primer discurso, Andrés Manuel López Obrador se comprometió a terminar con los “gasolinazos”. 

El presidente de la República aseguró que tras el repunte de los precios de los combustibles a nivel internacional, el costo de la gasolina en México podría subir, “pero sólo hasta el precio que tenía antes de la pandemia de Covid – 19”.

“(La gasolina) no va a subir más de como estaba antes de la pandemia, no va a haber aumento en el precio de la gasolina, en vez de aumentarla, aquí decidimos venderla al mismo precio, Pemex decidió seguir vendiendo la gasolina el mismo precio”, justificó.

Imposible para AMLO contener delincuencia en Oaxaca

Durante los 18 meses del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, la incidencia delictiva en Oaxaca se mantiene, incluso con porcentajes mayores en homicidios dolosos, así como en feminicidios. 

Del 1 de diciembre de 2018 al 31 de mayo de 2020 se han cometido 64 mil 747 delitos en esta entidad, de acuerdo con el reporte de Incidencia Delictiva de la Fiscalía General que clasifica en 15 sectores a los ilícitos. 

Uno de los principales retos del actual presidente de la República es la pacificación del país, a inicios de este 2020 comentó que ya contaba con las bases para emprender este cometido. 

Habló de la delincuencia y del crimen organizado, pero también de los de “cuello blanco” que han dañado al país. 

En tanto, en las estadísticas de delitos en lo que concierne a Oaxaca, de 2018 a 2019, hubo un aumento de 7.5 por ciento de delitos al pasar de 41 mil 383 a 44 mil 483, respectivamente. 

El 2018 fue el último del periodo de Enrique Peña Nieto y el siguiente, el primero de la actual administración federal. 

De acuerdo con el registro de la Fiscalía, en 2018 hubo 899 homicidios dolosos, y para el siguiente año fueron 905; en tanto que también se observó un aumento en los homicidios dolosos de mujeres al pasar de 86 casos a 107, con un aumento de 24.4%. 

Bajo este comparativo, también el homicidio culposo tuvo un aumento de 10.3 por ciento en este periodo. 

Los delitos de extorsión y robos a casa habitación, a transeúntes, a negocios y vehículos, aumentó para el 2019 en porcentajes de: 0.8, 10.1, 15, 3.9 y 1.3, respectivamente. 

En esta misma línea se encuentra el narcomenudeo que tuvo un ascenso de incidencia de 14.6 % al ir de 328 a 376 carpetas de investigación por este delito. 

En lo que respecta a los primeros cinco meses de este 2020, los delitos como homicidio culposo se han mantenido en aumento al ir de 334 casos a 345 en este periodo comparado con el año anterior. 

El feminicidio también pasó de 12 a 13 casos y el secuestro se mantuvo en el mismo número que el año anterior. 

El narcomenudeo descendió 17 por ciento, al pasar de 152 a 126 carpetas iniciadas entre los primeros cinco meses de 2019 y 2020. 

El gobierno de López Obrador estableció en un inicio 100 puntos básicos entre los que destacan: el combate a la corrupción, la renovación de la industria energética, apoyos al campo, priorizar el campo, creación de empleos y combate a la delincuencia, aunque parece que quedó a deber. 

 

Relacionadas: