Mala alimentación por alza de precios en Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

Mala alimentación por alza de precios en Oaxaca

El aumento en el costo de la canasta básica y falta de empleo ante la pandemia se han convertido en los principales obstáculos de los oaxaqueños para quienes es imposible mantener una dieta balanceada, apropiada para esta contingencia


Mala alimentación por alza de precios en Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

El aumento de precios en los productos de la canasta básica se ha vuelto un obstáculo para que los oaxaqueños accedan a este tipo de productos con alto valor alimenticio para hacer frente al Coronavirus. 

Principalmente, el consumo de carnes rojas y blancas se redujo entre la población, debido a que un gran número de personas se quedaron sin empleo, en paralelo redujeron sus ingresos.

Tras el alza en el costo del huevo, leche, carne y pan, el consumo de frutas y verduras aumentó aun cuando algunos productos subieron de precio entre 5 y 20 pesos más.

Sin embargo, para una buena alimentación, expertos en la materia aseguran que se deben balancear carnes blancas o rojas, verduras, leguminosas y carbohidratos.

La población trata de mantener una comida saludable, aunque su bolsillo esté golpeado, ya que una sana alimentación mantiene en buenas condiciones el sistema inmune así lo externó Alicia Olmedo, una ama de casa que acude al mercado a surtir la despensa: “carne por decir, comemos dos veces a la semana, hago entomatadas lo que más se puede hacer en salsas y caldos sobre todo con verduras, aunque algunas están algo caras”. 

La madre de familia manifestó que, por la pandemia, ha tenido que reducir gastos para poder costear sus los alimentos, pues en su casa disminuyeron los ingresos.  

“Trato de encontrar donde esté más económico, sabemos que con esto de la pandemia en varios lugares están subiendo los precios”, refirió tras afirmar que encontrar alimentos a buen precio se ha vuelto tarea imposible.  

https://www.facebook.com/imparcialoaxaca/videos/279914619849081/?v=279914619849081

 

BAJA CONSUMO DE COMIDA CALLEJERA

El hábito de consumir alimentos en la calle se redujo casi a cero, al no haber actividades laborales el comercio informal también disminuyó sus ventas.

El problema ahora radica en que la población desconoce el modo de preparar algunos alimentos, las opciones se reducen a salsas y sopas, por lo que también, aumentó la ingesta de carbohidratos.

“Está difícil llevar una alimentación sana: no hay dinero, estoy vendiendo y apenas llevo ganados como 50 pesos, con eso apenas me alcanza para una sopa, arroz y tortillas”, manifestó Ofelia Pérez, mujer dedicada a la venta de tamales.

Doña Ofelia aún mantiene sus actividades comerciales pues ahora lo que gana es el único sustento para su casa, pues su esposo es albañil y ante la contingencia no tiene trabajo, mucho menos dinero. 

Ante la necesidad de alimentarse, afirma que en más de dos ocasiones ha consumido los tamales que a diario vende, las bajas ventas y el poco ingreso no les deja otra opción pues su producto de no venderse se puede echar a perder. 

“No sale para más, ahorita tengo deudas, la verdad no alcanza, en la calle no puedo comprar comida porque está muy caro, mejor me como un tamal y un café, que es lo que yo vendo”.

Al igual que Alicia, Doña Ofelia dejó de comprar alimentos preparados por su alto costo, ahora en los mercados compra solamente lo necesario. 

COMER SANAMENTE PARA PREVENIR IMNUNOSUPRESIÓN : ESPECIALISTA 

“Una sana alimentación, balanceada entre frutas y verduras, además de carnes, evita en gran medida el contagio de diversas enfermedades”, señaló la especialista en nutrición, Wendy Santos Hernández.

Aun cuando la población atraviesa una crisis económica, la nutrióloga sugiere el consumo de algunos productos combinados con derivados de la leche o semillas pues proporcionan la cantidad de nutrientes suficientes para mantener en buen estado el sistema inmune. 

“Primero debemos evitar alimentos procesados. Hablamos de galletas, bebidas con azúcar, los debemos evitar porque gastamos menos energía al estar en casa y eso provocará que subamos de peso”. 

“Los productos envasados de fábrica alivian las necesidades de alimentación inmediatas, sin embargo, debilitan el sistema inmune por su bajo valor nutrimental.”

“En caso de que sea difícil el consumo de algún tipo de carne pueden optar como los derivados de las leguminosas como el frijol, garbanzo y lentejas y algunos cereales”, dijo la especialista en nutrición.

TODO AUMENTA DE PRECIO

La pandemia provocada por el coronavirus modificó, en tan sólo unas semanas, el precio de diversos productos de la canasta básica.

Así se registró la variación en el precio de los derivados de la carne, leche, huevos y verduras, así como las tortillas y artículos de primera necesidad.

La población tiene que sobrevivir con un salario mínimo de 120 pesos, en el mejor de los casos, pero muchas personas perdieron sus empleos, sobre todo los informales o quienes se dedicaban a servicios turísticos, atención en bares y restaurantes, por lo que se redujo considerablemente el ingreso en los hogares oaxaqueños.


 

Relacionadas: