Ya sin emblemas se lanza a la venta del avión presidencial | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Nacional

Ya sin emblemas se lanza a la venta del avión presidencial

Global Jet Mónaco promoverá la aeronave en un plazo de 16 semanas, prorrogables a otras 16, es decir hasta marzo de 2022; ningún comprador deberá estar incluido en la lista de vendedores suspendidos de la ONU


Ya sin emblemas se lanza a la venta del avión presidencial | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet

En un nuevo intento por vender el avión presidencial, que luce sin emblemas y está en desuso desde diciembre de 2018, la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS) contrató a la empresa Global Jet Mónaco con sede en este principado europeo para que lleve a cabo la promoción y enajenación de la aeronave, que fuera adquirida en 2012 por el entonces presidente Felipe Calderón y utilizada oficialmente entre febrero de 2016 y noviembre de 2018 por Enrique Peña Nieto.

El contrato que otorgó la UNOPS a Global Jet Mónaco el pasado 4 de agosto, bajo la referencia ITB/2021/19079, ascendió a 28 mil 704 dólares (588 mil 432 pesos) para que en un plazo de 16 semanas prorrogables a otras 16, es decir hasta marzo de 2022 realice actividades de promoción y publicidad del avión, nacional e internacional, como también la identificación de las alternativas viables para su enajenación.

“Fundada hace más de 20 años, el compromiso de Global Jet con el lujo y la excelencia es conocido en todo el mundo de la aviación privada. Como fuerza pionera en la industria de ventas de aviones, hemos negociado cientos de acuerdos y adquirido numerosos aviones para una variedad de clientes exigentes, incluidas instituciones financieras, corporaciones internacionales, compradores y empresarios privados y gobiernos”, se anuncia GJM en su página electrónica https://globaljet.aero/en/boeing-b787-8.

“Boeing B787-8 Haz una oferta”, se muestra en la pantalla con una imagen elegante de fondo del avión.

En el álbum fotográfico que acompaña la promoción se observa la aeronave ya sin los escudos de “Poder Ejecutivo’’. “Avión Presidencial” y del Estado Mayor Presidencial; ni las letras de “Fuerza Aérea Mexicana”, José María Morelos y Pavón y la bandera de México. Sólo conserva la franja tricolor.

“Dormitorio y lavabo de la oficina presidencial con ducha. Asientos para pasajeros VIP, 80 asientos incluidos de clase ejecutiva, conforme a la FAA. Largo alcance 7500nm. Tripulación de vuelo superior; descanso y asistente de vuelo superior”, son algunas de las especificaciones y comodidades de la aeronave con las que esta empresa busca captar a un comprador interesado, luego de 3 años de que el gobierno de México no ha podido venderla.

Tiene mil 741 horas de vuelo desde nuevo y 881 ciclos totales. Cuenta con una configuración para 80 pasajeros y el equipo técnico del Dreamliner de Boeing son otras especificaciones.

ONU brinda asistencia a México para enajenación del TP-01

A partir del Acuerdo Específico de Colaboración que firmó en 2019 la Administración federal, a través de Banobras, con la UNOPS, este organismo de Naciones Unidas brinda asistencia técnica para, entre otros proyectos del gobierno mexicano, la enajenación del llamado TP-01, que, según lo estipulado, tiene un valor base de 2 mil 286 millones 17 mil 512 pesos y a la compañía se le otorgará una “comisión de éxito”—que ella propone—si logra comercializarlo.

La UNOPS establece en sus lineamientos que ninguno de los posibles compradores del avión deberá estar incluido en la lista de vendedores suspendidos de Naciones Unidas (List of Suspended Vendors) ni en la lista 1267 de empresas involucradas con el financiamiento de actividades vinculadas con el terrorismo; lista de proveedores suspendidos de UNOPS; lista de proveedores no responsables, lista de firmas o individuos inelegibles, ni en la lista de declarados inelegibles por el Banco Mundial.

De forma adicional, “se deberá verificar que la empresa interesada en la compra ni sus socios estén o hayan estado involucrados en procesos o demandas legales; que los recursos para la compra de la aeronave provengan de fuentes lícitas (sean recursos propios o financiamiento)”, se refiere en las bases de licitación.