Censo de 2 mil 115 árboles en parques y jardines citadinos
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Censo de 2 mil 115 árboles en parques y jardines citadinos

Saneamiento integral luego del diagnóstico al arbolado


Censo de 2 mil 115 árboles en parques y jardines citadinos | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Lisbeth Mejía / Aún podemos disfrutar de la sombra de imponentes gigantes en la Alameda y Zócalo capitalino

La atención al arbolado urbano en sitios icónicos de la ciudad de Oaxaca sigue y aunque ya se tienen los inventarios de los dos parques y 25 jardines municipales, los retos siguen, explica la Secretaría de Medio Ambiente y Cambio Climático.

Con un guamúchil que sigue adaptándose al espacio que ocupó el laurel emblemático del zócalo, la dependencia municipal refiere que será entre octubre y noviembre cuando se realicen nueva podas a árboles de alto riesgo, estudios a ejemplares y análisis de suelo para el arbolado de este lugar y de la Alameda de León.

Por ahora, refiere que se avanza en los dictámenes del arbolado de los demás parques y jardines.

Hicimos un inventario de los dos parques y 25 jardines de la ciudad. Al hacerlo, empezamos a avanzar. Salieron 2 mil 115 los árboles, luego empezamos a hacer el dictamen, llevamos un avance de 15 jardines y un parque”, explica Elsa Ortiz Rodríguez, titular.

En el parque El Llano ya se concluyeron los dictámenes de los aproximadamente 450 árboles. También en 15 jardines, por ejemplo el Carbajal, Conzatti, Galeana, Gurrión, Labastida y uno de la agencia Santa Rosa. “Ya se tiene un diagnóstico de qué padece cada uno de esos parques, que puede ser muérdago, bromelia, hongos, árboles para derribo, podas”, detalló.

En el caso del parque El Llano se podaron varios laureles, jacarandas, palmeras y otros árboles. De las jacarandas, se espera que con la poda puedan permanecer, pues de lo contrario tendrán que derribarse. A uno de los laureles, que se ubica a la altura de la Casona del Llano, se le retiraron 4 toneladas de peso, ahondó Ortiz. También, que comenzó el retiro de los troncos de árboles que fueron derribados en administraciones pasadas.

Pero esta labor, comentó, es complicada por la disponibilidad o no de camiones volteos, retroexcavadora y otros insumos que se tienen que hacer de la mano de Servicios Municipales o incluso con ayuda de la secretaría de Obras Municipales.

Sobre el zócalo y la Alameda de León, donde ya se podaron varios laureles de alto riesgo y se derribó uno tras la caída del emblemático, la funcionaria detalló que a partir de un convenio con la Fundación Alfredo Harp Helú ambas partes colaborarán en el manejo integral de las áreas.

Van a entrar unos expertos que van a hacer el análisis de suelo, la tomografía de cada árbol, las podas de los árboles que se requieran”, dijo. Asimismo, que se prevé que las nuevas podas sean para seis laureles del zócalo y cuatro de la alameda, en ambos casos, de alto riesgo.

Ortiz Rodríguez estimó que todas estas podas y análisis se tengan para octubre o noviembre. Y que para fin de año se tenga completo el Programa de Manejo Integral del Arbolado Urbano. A partir de este, contempla que en 2023 solo quede ejecutar lo señalado en el documento.


 

Relacionadas: