Abandono de fuente de luces, riesgo para transeúntes en El Llano | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Abandono de fuente de luces, riesgo para transeúntes en El Llano

La falta de tapas o el deterioro de estas ha propiciado accidentes en el andador Licenciado Primo Verdad


Abandono de fuente de luces, riesgo para transeúntes en El Llano | El Imparcial de Oaxaca

A más de 10 años de su inauguración y a cinco de la suspensión de su funcionamiento, las fuentes de luces del Paseó Juárez El Llano se han convertido en un riesgo para transeúntes.

Ubicadas en el andador Licenciado Primo Verdad, parte de la calle homónima, las fuentes dejaron de operar debido a los daños por la instalación de comerciantes del tianguis de los viernes y por la falta de mantenimiento a las mismas. Aunque tras la reubicación de estos quedaron libres, ahora cuentan con tapas de metal que se han hundido o desaparecido.

Este fin de semana, se reportó la caída de una persona a causa de la falta de una tapa en una de las fuentes. Tras ello, solo fueron colocadas ramas secas, en señal de advertencia para transeúntes o quienes acuden a practicar patinaje o a pasear en bicicletas.

La falta de mantenimiento a este espacio, del que emergían chorros de agua desde el suelo y con la iluminación de focos led, ha dejado espacios deteriorados. El metal de las cubiertas se ha vuelto muy resbaloso en algunos casos, además de que en otros, faltan tornillos.

Las dos fuentes luminosas del andador son parte del Paseo Juárez el Llano y se inauguraron en noviembre de 2010, como parte de la administración estatal que encabezó el exgobernador Ulises Ruiz Ortiz. Sin embargo, dejaron de funcionar en la siguiente administración, de Gabino Cué, según recuerdan comerciantes de este parque.

La colocación de las fuentes y habilitación del andador consistió en “la instalación de 50 electrobombas a nivel de piso con iluminación a base de leds, la construcción de cisternas en la parte inferior”, según lo informado por el estado. Asimismo, abarcó “la colocación de pisos de pórfido en calle y banquetas, con un área de mil 300 metros cuadrados”.

Para su operación, se dispuso de un cuarto de máquinas “para la sincronización acústica y de luces para 50 chorros y ductos subterráneos de datos y controles eléctricos”, por lo que el funcionamiento de la fuente era al compás de música.