Se observa deterioro en parque deportivo de San Jacinto Amilpas | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Se observa deterioro en parque deportivo de San Jacinto Amilpas

Tantos sus canchas como el área de ejercicio presentan afectaciones como la falta de aparatos y mantenimiento; grafiti y botellas de alcohol, entre los desechos


Se observa deterioro en parque deportivo de San Jacinto Amilpas | El Imparcial de Oaxaca

Por la falta de aparatos para ejercitarse o lo inservible de estos, así como de luminarias en mal estado, grafitis en los carteles y paredes de sus instalaciones, el parque deportivo de San Jacinto Amilpas está deteriorado.

Este espacio, ubicado a un costado de las riberas del río Atoyac, abarca una cancha de basquetbol, una de futbol rápido, un área de juegos infantiles, una zona con aparatos de ejercicio, además de tener a su lado un campo de entrenamiento donde se desarrollan partidos de futbol.

Sin embargo, ha sido objeto del vandalismo, a manera de grafitis sobrepuestos en los murales, en las mesas, los juegos infantiles o en las paredes del complejo y los propios carteles del ayuntamiento municipal. En estos se señala la prohibición de fumar o de ingerir bebidas alcohólicas o tóxicas, pero la presencia de botellas y latas de cervezas da cuenta de que la disposición no es acatada.

Los aparatos para ejercicio están descompuestos e incompletos, una situación que usuarios del complejo estiman que data de varios años, aproximadamente cuatro. De acuerdo con ellos, deberían ser unos 10 los aparatos de ejercicio, pero solamente permanecen tres. Entre ellos, una bicicleta fija a la que le faltan los pedales.

Practicantes de basquetbol consideran que aun con algunos grafitis, la cancha que usan están en buenas condiciones, pues cuenta con techado y los tableros no presentan daños de consideración.

Aunque las lluvias han devuelto parte de la vegetación y el pasto, en áreas donde este debería existir no lo hay en su totalidad. Asimismo, han quedado encharcamientos y basura en algunas partes.