Por turismo, Zócalo de Oaxaca se vacía: campamentos se van | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Por turismo, Zócalo de Oaxaca se vacía: campamentos se van

Con poco más de seis meses de ocupación de la plaza principal de Oaxaca por parte de desplazados, manifestantes y vendedores ambulantes, el espacio público se convirtió en un lugar para vivir, comer, dormir.


Por turismo, Zócalo de Oaxaca se vacía: campamentos se van | El Imparcial de Oaxaca

Este fin de semana, con la llegada del periodo vacacional de Semana Santa y el arribo de miles de turistas a la capital oaxaqueña, autoridades estatales y municipales se dieron a la tarea de sanear el Zócalo de Oaxaca, esto con el fin de mejorar su aspecto.

A la par, se suscitó el levantamiento de diversos campamentos que permanecían instalados en el parque central de la ciudad de Oaxaca, que se mantenían ahí en manifestación a diversas inconformidades, entre ellas, el desplazamiento de asentamientos habitacionales.

Uno de los campamentos que se retiró fue el de la colonia Che Guevara, perteneciente a la Villa de Zaachila, quienes se instalaron luego del conflicto que los expulsara de la zona cercana a la colonia Vicente Guerrero y al basurero municipal.

Con poco más de seis meses de ocupación de la plaza principal de Oaxaca por parte de desplazados, manifestantes y vendedores ambulantes, el espacio público se convirtió en un lugar para vivir, comer, dormir, realizar las necesidades fisiológicas del organismo, vender todo tipo de productos y tirar todo tipo de deshechos.

Sin que se tenga conocimiento del paradero de los desplazados, si las autoridades los conminaron a retirarse o les hicieron algún tipo de oferta para liberar el Zócalo, hoy ese espacio luce limpio y disponible para los paseantes.

No obstante, los puestos de venta de artículos, así como el campamento de los triquis que se encuentran establecidos debajo de los arcos del antiguo Palacio de Gobierno, continúan ahí, sin opción a ser movidos.

Cuadrillas de limpia lavaron el piso, vaciaron botes de basura y se percataron de que el Zócalo luciera, al amenos un poco más limpio para los turistas, nacionales y extranjeros, que con motivo de las vacaciones de primavera, Pascua o Semana Santa, acuden a destinos turísticos como Oaxaca.


 

Relacionadas: