Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Istmo

Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción

“Podrán caerse mil muros y derrumbarse todas las casas, pero tu sonrisa nos mantendrá de pie y mantendrá de pie la esperanza, hasta siempre ‘Na Rosita’”: colectivo BinnICubi


  • Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción
  • Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción
  • Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción
  • Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción
  • Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción
  • Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción
  • Muere “Na Rosita”; fue un ícono de la reconstrucción

La población de RanchuGubiña se encuentra de luto ante la irreparable pérdida de ‘Na Rosita’, considerada como el ícono de la reconstrucción, toda vez que su rostro fue el primero en ser plasmado en las paredes de las casas tradicionales por los integrantes del colectivo “BinniCubi”, quienes impulsaron la campaña “Nuestros abuelos, nuestras raíces” como homenaje a las abuelas y abuelos  vivos  de esta  tierra zapoteca.

La partida de la señora Roselia Vicente de la Cruz conocida como ‘Na Rosita’, ha llenado de tristeza a los pobladores de Unión Hidalgo, tan es así que el profesor Ricardo Blasí Cuevas escribió: “El corazón del tiempo y la sonrisa social, son los únicos recuerdos que quedarán del cuerpo que los mantuvo. Morir es un accidente cíclico que el tiempo reclama de los que se atrevieron a vivir, porque una cosa es nacer y otra vivir. La imagen que contempla “Na Rosita” de su imagen, es y será la historia de las mujeres que parieron hombres y que sepultaron sus dolores en las filosóficas sonrisas que soportaron las inclemencias del tiempo y la poesía de la existencia. ¿Ha fallecido Na Rosita? ¡No! Sus dioses le permitieron un merecido descanso”.

Na Rosita falleció el pasado lunes a la a la edad de 78 años, su rostro fue considerado como el ícono principal de la reconstrucción después del terremoto del 7 de septiembre del 2017, el cual dejó tan solo en esta localidad cerca de 8 mil damnificados y el 70 por ciento de viviendas colapsadas.

Siempre manifestó su orgullo porque fue homenajeada por su labor comunitaria y durante muchos años se dedicó a la venta de frutas y flores en el mercadito de la población, los integrantes del colectivo BinniCubi, indicaron en sus redes sociales que gracias a “Na Rosita” la memoria de los hombres y mujeres adultos ha podido impregnarse en las paredes de las casas tradicionales, porque ella sin dudarlo aceptó ser la primera homenajeada y su rostro fue rotulado en una pared de una casa.

“Ahora ya no veremos más a ‘Na Rosita’ vendiendo en el mercadito de las vías del tren, pero nos queda la satisfacción y el orgullo de haberla homenajeado en vida. Descanse en paz Na Rosita. Quienes te conocimos te extrañaremos siempre. Buen viaje”, así se despidieron de quien fuera el parteaguas de los murales, once en su totalidad.

“Su muerte nos ha consternado mucho, pues fue con ella que comenzamos la aventura de los murales urbanos, tal vez, si ‘Na Rosita’ se hubiera negado desde un principio no habríamos pintado ninguno de los murales, pero cuando le platicamos de lo que se trataba, no dudó en aceptar y dejarse tomar las fotos que necesitábamos. Eso nos ayudó a creer que podríamos encontrar a muchos personajes que quisieran ser pintados”, explicó José Arenas, integrante del colectivo.

Cabe destacar que de las once personas que han sido homenajeadas, el rostro de ‘Na Rosita’ es el único que se ha pintado en por lo menos en tres ocasiones, esto debido a que la primera vez fue borrado por el dueño de la vivienda porque ocuparía la barda, la segunda ocasión por el colapso de la barda debido al fuerte sismo y la tercera se pintó a un año del sismo, y es el mural que quedará en el recuerdo de los unihidalguenses, como parte de la historia misma de la población y en recuerdo a “Na Rosita”, como un homenaje a los abuelos de RanchuGubiña.


 

Relacionadas: