La brigada más aterradora del ejército de Putin está hecha añicos tras meses de guerra
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Internacional

La brigada más aterradora del ejército de Putin está hecha añicos tras meses de guerra

Los mismos soldados apuntan que ni siquiera los están formando adecuadamente, les dan arsenal viejo y acusan a sus superiores de negligencia y corrupción


La brigada más aterradora del ejército de Putin está hecha añicos tras meses de guerra | El Imparcial de Oaxaca
La guerra en Ucrania ha cumplido este viernes 296 días desde el inicio de la invasión. Hasta el momento, la Organización de las Naciones Unidas ha registrado al menos 441 crímenes de guerra rusos en dicho país desde el 24 de febrero hasta el 6 de abril del año en curso. Sin embargo, un nuevo reporte del medio de comunicación estadounidense The Washington Post, nos revela la otra cara de la moneda. Las tropas rusas narran una trágica historia de negligencia, corrupción endémica, errores de cálculo estratégicos y la incapacidad de sus superiores militares para comprender las capacidades de su propio ejército, el del enemigo y por supuesto, para mantener a su batallón estable, en específico te contaremos sobre el sangriento destino que tuvo la ducentésima Brigada Separada de Fusileros Motorizados, conocida en inglés como 200th Separate Motor Rifle Brigade.

El colapso de la brigada refleja en parte la dificultad de su asignación en la guerra y la valiente actuación de las fuerzas armadas de Ucrania. FOTO: AP
El colapso de la brigada refleja en parte la dificultad de su asignación en la guerra y la valiente actuación de las fuerzas armadas de Ucrania. FOTO: AP

¿Qué es la 200ª Brigada Separada de Fusileros Motorizados?

Desde la Guerra Fría, la península rusa de Kola, en el extremo norte de Europa, alberga a los submarinos con armas nucleares más temidos del mundo. Dicho arsenal entra y sale de las gélidas aguas. Este armamento contiene misiles capaces de destruir ciudades enteras y se almacenan por docenas en búnkeres excavados en las colinas del interior Ártico. Los encargados de proteger este lugar son soldados pertenecientes a la unidad “más formidable” de Rusia, la 200ª Brigada Separada de Fusileros Motorizados. Sin embargo, tras la invasión a la ciudad de Kharkiv, Ucrania, la tropa se tambalea en el camino de vuelta a su país. Desesperados por reagruparse, se destapa una inmensa cloaca de negligencia y corrupción que ha llevado a este batallón a una seria calamidad.

Desde mayo hasta la fecha, documentos internos de la brigada han sido revisados por el medio de comunicación estadounidense The Washington Post y traen consigo un sin fin de detalles no revelados durante los momentos más duros de la confrontación en occidente. Oficiales militares y parte de la inteligencia ucraniana han hablado y ahora te trameos un resumen de lo que han dicho.

Empecemos con la lluvia de misiles en toda Ucrania

Recordemos que la invasión empezó el 24 de febrero del 2022. Para este momento las tropas rusas habían desplegado a la brigada de élite con más de mil 400 soldados. Sin embargo, para finales de mayo, quedaban menos de 900 soldados distribuidos en dos grupos tácticos de batallones que, según funcionarios occidentales, habían partido del original plan de ataque. Apuntaron que el comandante de la ducentésima se encontraba gravemente herido, y que algunos de los soldados que aún se contabilizaban, estaban hospitalizados, desaparecidos o negados a prestar su servicios. Cabe destacar que hay un nombre para englobar este concepto y se llama: “refuseniks”.

La guerra siguió empeorando por el número para la Brigada Separada de Fusileros Motorizados. FOTO: AP
La guerra siguió empeorando por el número para la Brigada Separada de Fusileros Motorizados. FOTO: AP

Toda esta información se obtuvo de un documento interno parte de una colección de archivos militares rusos obtenidos por los servicios de seguridad ucraniana y facilitados al medio estadounidense.

Con este colapso que le pegó directamente a la 200ª brigada, se desenmascaró la primer dificultad que tuvieron en su trágica misión en la guerra. Lo primero fue que no pudieron combatir con éxito “la valiente participación de los militares ucranianos”, lo segundo fue el destino ya sentenciado a la ducentésima… las mismas fuerzas que descarrilaron los planes de invasión al presidente Vladimir Putin, la corrupción endémica, los errores de cálculo estratégico, la incapacidad para comprender los límites de las tropas rusas y las de su adversario. Así fue como, tras meses de ceder territorio, perder misiles y batallones, el mandatario de Rusia ahora intenta salvar intereses, pero parece que comete el mismo error que su tropa de élite.

Merma, desmoralización y desgraciadamente, con reclutas inexpertos que señalan la poca preparación militar y el espantoso arsenal que les asignan. Cascos de 1941, chalecos sin placas y nula práctica de tiroteo. Quienes pudieron dar fe de dicha información, fueron los mismos miembros de la unidad, sus familias y relatos oficiales de las unidades militares ucranianas que se enfrentaron directamente en combate con la 200ª brigada. Incluso, el medio estadounidense quiso obtener declaraciones del mismo Ministerio de Defensa rusa, pero este no respondió a las solicitudes de los cuestionamientos y comentarios.

“Apenas cuentan con el 60 por ciento de sus efectivos y se ven obligados a depender de refuerzos que no son suficientes”, declaró en una entrevista Pekka Toveri, ex director del servicio de inteligencia de defensa de Finlandia. “Hay hombres que se niegan a luchar, hombres que han desaparecido. Todo nos dice que para Rusia la guerra ha salido terriblemente mal”. Un soldado que ahora sirve en la 200 después de haber sido reclutado en virtud de las órdenes de movilización, también comenta: “La unidad está en un estado de decadencia. Ni siquiera nos están formando. Simplemente te dicen ‘ahora eres un tirador. Toma, aquí tienes una ametralladora.’, finalizó.

Sufrieron más pérdidas en enfrentamientos, incluido un tiroteo en julio en la aldea nororiental de Hrakove, y estuvo entre las fuerzas rusas derrotadas en la ofensiva de septiembre. FOTO: AP
Sufrieron más pérdidas en enfrentamientos, incluido un tiroteo en julio en la aldea nororiental de Hrakove, y estuvo entre las fuerzas rusas derrotadas en la ofensiva de septiembre. FOTO: AP

¿Qué hacía la famosa brigada en tiempos de paz?

Se sabe que en tiempos de paz la 200ª Brigada Separada de Fusileros Motorizados estaba acuertelada en bases espartanas dentro del Círculo Polar Ártico. Se encontraban a menos de 16 kilómetros de la frontera de Rusia con Noruega, exactamente en el municipio de Pechenga, al noroeste de Murmansk. Su única misión era servir de frente entre las potencias de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) situadas al oeste; y a las bases de la Flota del Norte rusa en el Mar de Barents. La ducentésima forma parte de un sistema interconectado de defensas para la flota y sus bases. A pesar del importante encargo y todo el peso que implica resguardar el Ártico, Rusia ha recurrido repetidamente al escuadrón de élite para misiones prioritarias:

  • Oficiales enviados a Siria para ayudar al presidente Bashar al-Assad a mantener su control sobre el poder.
  • También participó en el intento clandestino de Rusia por apoderarse del territorio de Donbás, Ucrania.
  • Asimismo, en enero de este año dos grupos tácticos se armaron y embarcaron en trenes hacia la frontera con Ucrania.
  • Luego se suscitó el hecho a las 3 de la madrugada del 24 de febrero. Un oficial le dijo a las fuerzas ucranianas:
    • “Habrá disparos”.

Lo demás es historia

Un convoy de unos 100 vehículos de la brigada comenzó a cruzar la frontera esa mañana. Fotos tomadas por civiles muestran uno de los tanques de la unidad siendo utilizado para establecer un control de carretera en las afueras del norte de Kharkiv. Este fue un intento de imponer el orden que pronto resultó inútil. Al final del día, varias unidades de la ducentésima habían sido emboscadas o atacadas, asimismo se contabilizaron una docenas de soldados muertos o heridos, y equipos como tanques y lanzacohetes móviles destruidos o abandonados en las carreteras, según los relatos ucranianos y occidentales. La devastación se debió en parte a que a la 200ª Brigada le tocó una de las tareas más difíciles de la invasión. “El frente que se les asignó resultó estar bien defendido con ucranianos muy motivados”, declaró un alto funcionario de los servicios de inteligencia europeos.

Recién a las 3 am del 24 de febrero les dijeron: “Habrá tiroteos”. Ahí estalló la guerra. FOTO: EFE
Recién a las 3 am del 24 de febrero les dijeron: “Habrá tiroteos”. Ahí estalló la guerra. FOTO: EFE

Las bajas “reales” durante el combate

Sorprendida por la resistencia ucraniana, la ducentésima pasó las semanas siguientes rechazando nuevos ataques mientras se atrincheraba en posiciones defensivas al norte de Kharkiv, según los oficiales. Fue durante este período cuando el comandante de la brigada, el coronel Denis Kurilo, de 44 años, resultó gravemente herido en un ataque que, según las autoridades occidentales, destruyó su vehículo. Las autoridades ucranianas informaron inicialmente de que el ataque se había producido a finales de marzo y que Kurilo había muerto. Pero los registros internos de la brigada hacen referencia a una “herida de combate con fecha de 22 de abril” que finalmente requirió su hospitalización.

En el cuartel general de la Brigada Separada de Fusileros Motorizados, sólo se hicieron públicos indicios de la matanza. A mediados de marzo, el gobernador de la región rusa de Murmansk, en la que se encuentra la ducentésima, anunció en Internet que tres soldados y un oficial habían muerto en Ucrania, calificándolos de “auténticos héroes”. Los registros internos de la brigada incluyen un recuento detallado del personal superviviente en mayo, después de que se hubieran retirado a través de la frontera rusa hacia la región de Belgorod, Rusia. La autenticidad de los documentos fue confirmada por funcionarios de seguridad occidentales. Figuran 892 militares aún “presentes” y adscritos a los dos grupos tácticos de batallones que se habían desplegado desde Pechenga en el periodo previo a la guerra.

Sin embargo, funcionarios de los servicios de seguridad europeos que vigilan de cerca a la ducentésima dijeron que esas dos unidades habían partido con un total de mil 400 a mil 600 soldados. Por ello, un oficial describió como “catastrófico” el daño que esas pérdidas habrían hecho a la eficacia y la moral de la unidad. Entre los que quedan, la tabla enumera 21 soldados como hospitalizados, seis como desaparecidos y nueve como “refuseniks”. También muestra que la brigada estaba esperando 138 refuerzos, aunque no indica su formación o procedencia. Las pérdidas crearon una crisis en dos frentes para la Brigada, estaban luchando por encontrar refuerzos en Murmansk, Rusia. Incluso cuando los batallones rotos en Belgorod recibieron la orden de regresar a Ucrania.

El plan de guerra ucraniano se organizó sobre todo en torno a la protección de Kyiv, la capital del país, pero también requería que múltiples unidades blindadas. FOTO: EFE
El plan de guerra ucraniano se organizó sobre todo en torno a la protección de Kyiv, la capital del país, pero también requería que múltiples unidades blindadas. FOTO: EFE

En un signo de creciente desesperación, la brigada comenzó a formar en junio lo que denominó un “batallón mixto de voluntarios”, que incluía marineros sacados de los buques de la Flota del Norte, especialistas en logística de los depósitos y otras personas a menudo obligadas a entrar en acción a pesar de tener poca o ninguna experiencia en combate terrestre, según funcionarios occidentales. Los restos del batallón en Belgorod volvieron a Ucrania a finales de la primavera y tomaron posiciones cerca de la frontera con Rusia. Los militares ucranianos describieron la fuerza de la ducentésima que regresó como degradada, más profesional que los separatistas apoyados por Rusia con los que se habían enfrentado anteriormente en las afueras de Kharkiv.

¿Una reconstrucción para la 200ª Brigada Separada de Fusileros Motorizados?

La participación de la ducentésima en el asedio de Kharkiv concluyó en septiembre de este año, cuando fue derrotado cerca de Kupiansk en la ofensiva ucraniana, dijo el coronel Pavlo Fedosenko, comandante de la 92ª Brigada Mecanizada de Ucrania, la unidad que asestó el golpe y que se ha enfrentado a la Brigada más que ninguna otra. Después, sólo quedaron fragmentos de un único batallón, compuesto por una mezcolanza de soldados que se parecían muy poco a las hábiles unidades que habían partido hacia Ucrania siete meses antes, dijo Fedosenko. La mayoría de los oficiales de la unidad habían muerto o resultado heridos, dijo Fedosenko, y alrededor del 70 por ciento de su equipo, incluidos unos 32 tanques y 100 vehículos, había sido destruido o capturado.

“No queda nada de esa brigada”, dijo en una entrevista reciente con The Post. “Está completamente aniquilada”.

Después, solo quedaron fragmentos de un solo batallón, compuesto por una mezcolanza de soldados que se parecían poco a las unidades calificadas que partieron hacia Ucrania siete meses antes. FOTO: EFE
Después, solo quedaron fragmentos de un solo batallón, compuesto por una mezcolanza de soldados que se parecían poco a las unidades calificadas que partieron hacia Ucrania siete meses antes. FOTO: EFE

 

Relacionadas: