Inflación en EU acelera el aumento de los precios de la canasta básica | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Economía

Inflación en EU acelera el aumento de los precios de la canasta básica

A medida que los consumidores se enfrentan a precios marcadamente más altos que hace un año, la Reserva Federal no espera que el elevado aumento en los precios dure mucho


Inflación en EU acelera el aumento de los precios de la canasta básica | El Imparcial de Oaxaca
Imagen: Internet

A medida que los consumidores se enfrentan a precios marcadamente más altos que hace un año, la Reserva Federal de Estados Unidos ha mantenido su postura de que no espera que el elevado aumento en los precios para los consumidores por bienes y servicios dure mucho.

La Fed modificó su perspectiva y ahora espera aumentar las tasas de interés para fines de 2023, antes de lo anticipado anteriormente, observando el progreso en la actividad económica y el empleo.

Aunque el máximo de la inflación en 13 años, medido por el cambio anual en el índice de precios al consumidor ha causado preocupación, el banco central reiteró su creencia de que el aumento de los precios está en gran parte reflejando factores transitorios.

En términos generales, la Fed recorta su tasa de interés de referencia en las recesiones económicas para reducir los costos de endeudamiento e impulsar la actividad. Cuando la economía está prosperando, los precios suben y la Fed tiende a subir las tasas para evitar que la inflación suba demasiado por encima de su objetivo del 2.0 por ciento. Su indicador preferido, el índice de precios de los gastos de consumo personal, generalmente se ubica justo por debajo del índice de precios al consumidor.

Sin embargo, un repentino estallido en la demanda de los consumidores debido a la reapertura de la economía y un desequilibrio en las interrupciones de la oferta son algunos de los principales factores que impulsan los precios, en comparación con el mismo periodo del año pasado. Otra consideración muy discutida es la importancia del llamado efecto base, que es el impacto descomunal cuando se compara el cambio de un año que era inusual con el siguiente, esto es, la base de comparación.

Esto puede deberse a una anomalía económica, como el bloqueo pandémico del año pasado, cuando baja- ron los precios. El efecto base se puede ilustrar calculando los cambios de precios de dos años antes, en lugar de un año antes y anualizando esas cifras. Ese ajuste coloca la inflación de los niveles prepandémicos en 2.5%, en lugar de 5.0%, que está más cerca de la tasa objetivo del 2.0% de la Fed.

El efecto base impactó la inflación de los comestibles en la otra dirección. A medida que la gente pasó a comer en casa al comienzo de la pandemia, los precios subieron.

La inflación anual alcanzó un máximo del 5.6% en junio de 2020 y cayó al 0.7% en mayo respecto al año anterior, cuando los precios eran relativamente altos. Sin embargo, en comparación con los niveles prepandémicos, los precios nunca subieron más del 3.3% y subieron a 2.7% en mayo.

Los precios de algunos bienes y servicios han aumenta- do según ambas medidas de inflación en los últimos meses. En algunas industrias abundan los problemas de la cadena de suministro a medida que aumenta la demanda y las empresas luchan por mantener el ritmo. La reciente escasez mundial de chips ha tenido un efecto dominó en todas las industrias y, en particular, ha tensado los inventarios de automóviles nuevos, lo que ha provocado que los compradores compren en el mercado de automóviles y camiones usados. La demanda y la escasa oferta han ayudado a impulsar los precios de los vehículos usados hasta 29.7% respecto al año anterior. El aumento desde los niveles prepandémicos fue alto (13.7%), pero menos marcado que la comparación de un año antes.

Las empresas de alquiler de coches redujeron sus flotas a principios de la pandemia, dejándolas con menos vehículos usados para alquilar a los clientes más adelante en el año. Los precios de alquiler de automóviles y camiones aumentaron más del doble en mayo en comparación con el año anterior y aumentaron un 30.2% desde los niveles anteriores a la pandemia.

A medida que más personas regresen al trabajo y la economía se reabra por completo, la Fed continuará monitoreando los precios al consumidor. La inflación en Estados Unidos ha sido más alta que en otros países del Grupo de los Siete, las economías avanzadas más grandes del mundo, un reflejo en parte del impacto de un fuerte estímulo fiscal en la economía de Estados Unidos.


 

Relacionadas: