Descubren cómo detener el crecimiento tumoral en el cáncer de mama
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Ciencia

Descubren cómo detener el crecimiento tumoral en el cáncer de mama

Científicos de la Universidad de Tulane consiguieron eliminar el gen que provoca la metástasis.


Descubren cómo detener el crecimiento tumoral en el cáncer de mama | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet

Un nuevo estudio realizado por investigadores de la Universidad de Tulane, ubicada en la ciudad de Nuevo Orleans, Estados Unidos, dio conocer el descubrimiento del gen detrás de la forma más agresiva del cáncer de mama, así como la forma de desactivarlo para frenar el crecimiento tumoral y la propagación cancerígena.

El informe publicado en Scientific Report de la revista Nature, explica que la investigación se enfocó en el cáncer de mama triple negativo (TNBC, por sus siglas en inglés), la forma más agresiva de este tipo de cáncer. Se trata de una enfermedad difícil de atender y donde las posibilidades de supervivencia son menores que en otros tipos de este cáncer.

Los investigadores analizaron el papel que juegan dos genes específicos en el TNBC llamados Rab27a y TRAF31P2. Posteriormente, suprimieron estos dos genes haciendo que dejaran de funcionar y encontraron impactos positivos en el combate contra el cáncer de mama.

El Doctor Reza Izadpanah, líder del equipo, explica:

“Nuestros hallazgos muestran que ambos genes juegan un papel en el crecimiento y la metástasis del cáncer de seno. Si bien el objetivo de Rab27a retrasa la progresión del crecimiento tumoral, no afecta la propagación de pequeñas cantidades de células cancerosas o micrometástasis. Por el contrario, atacar a TRAF3IP2 suprime el crecimiento y la propagación del tumor, e interferir con él reduce los tumores preformados y previene la propagación adicional. Este emocionante descubrimiento ha revelado que TRAF3IP2 puede desempeñar un papel como un objetivo terapéutico novedoso en el tratamiento del cáncer de mama”.

Y es que los científicos de la Universidad de Tulane descubrieron que cuando apagaron el gen TRAF3IP2, la metástasis del cáncer, es decir, su propagación, no tuvo lugar durante un año completo después del tratamiento. Además, la supresión de este gen también se relacionó con el crecimiento tumoral estancado y la reducción del tumor a niveles “indetectables”.

Hasta el momento, estos efectos positivos se observaron en animales, lo que significa que todavía falta probar la terapia de eliminación del gen en seres humanos. Sin embargo, Izadpanah y su equipo se encuentran bastante positivos al respecto y ya recurrieron a la FDA para agilizar el camino y poder realizar ensayos clínicos.


 

Relacionadas: