Ponen en riesgo terrazas patrimonio cultural
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Arte y Cultura

Ponen en riesgo terrazas patrimonio cultural

Ninguna de las más de 240 terrazas comerciales de la ciudad cuenta con autorización, han reconocido el INAH


Ponen en riesgo terrazas patrimonio cultural | El Imparcial de Oaxaca
Fotos: Lisbeth Mejía Reyes / El activista Markoa Vásquez exigió la liberación de la banqueta y que se respete el área llamada servidumbre de paso

Hasta hace una semana, los restaurantes que operan en los portales de Las Flores y Mercaderes, en la Plaza de la Constitución, abarcaban la totalidad de estos y de la banqueta. En algunos casos, el paso peatonal bajo los portales, un espacio público, se reducía a apenas un metro.

Ante la protesta ciudadana, el ayuntamiento de Oaxaca de Juárez pidió a estos liberar un metro de la banqueta. En tanto se revisa la situación jurídica de los portales, el acuerdo de 2003 por el que se permite su uso y se alista un nuevo dictamen o acuerdo.

Este lunes, al acusar demora del ayuntamiento para responder con “un bosquejo o propuesta de iniciativa” a su petición, el activista Markoa Vásquez exigió la liberación de los portales. Sin embargo, aclaró que no pide el retiro total de las mesas de los restaurantes sino que se libere la banqueta y se respete el área llamada servidumbre de paso, pues esa “fue la intención de la creación de los portales”.

¿Ha buscado usted que se dé marcha atrás al acuerdo de 2003? El artista respondió que sí, pues este es “obsoleto, abusivo, ventajoso y no sirve para nada”. En cambio, “favorece a los amigos de los políticos que están hoy gobernándonos”, pero no a “los ciudadanos de a pie”.

 

Realizan protesta

 

La protesta del artista coincidió con un recorrido del gobernador, Salomón Jara, quien ante su denuncia le aseguró que en menos de un año logrará la liberación de los portales. “Si duraron 12 años (los triquis en el portal del Palacio de Gobierno), ten la seguridad que no van a durar… en menos de un año se van a quitar (los restaurantes).

La discusión por el derecho al espacio público, el libre tránsito y la privatización del mismo con usos comerciales no es reciente. En este siglo, las inconformidades por el uso de los portales de Mercaderes y de Las Flores obligaron al ayuntamiento capitalino a aprobar un acuerdo en septiembre de 2003.

Con este se permite que los establecimientos de aquellos años (con actividades de restaurantes) se amplíen hacia la banqueta, pero bajo la condición de dejar un paso mínimo de 1.80 metros libres, contados “a partir del alineamiento general interior de los portales”.

 

Responde ayuntamiento

 

En respuesta a una solicitud de información, el ayuntamiento que preside Francisco Martínez Neri señala que la aprobación de ese dictamen fue el 5 de septiembre (CCCMA/523/2003). En tal documento también se acordaba prohibir la instalación de verbenas y ferias en áreas como la Plaza de la Constitución y de la Alameda de León, así como en otras calles del centro histórico.

Sin embargo, a partir de ese dictamen se ha avalado la ocupación del espacio público (portales) para uso comercial.

En la exposición de argumentos, el entonces cuerpo colegiado de comercio, mercados y abasto reconocía que los comercios alrededor del jardín o Plaza de la Constitución invadían las banquetas y eso impedía el libre tránsito. Como solución a tal invasión, se acordó permitirles tal uso, pero con la condición de que dejar un paso mínimo de 1.80 metros en el interior de los portales, que “han sido ocupados ancestralmente como servidumbre de paso”.

En los últimos años, los propietarios de los restaurantes han extendido estos en los portales y banquetas. Mesas, sillas, macetas, sombrillas, menús, cadenas y reja de herrería habían sido habituales en la última década. Y con motivo de la pandemia, los del portal de Las Flores colocaron una reja para impedir el paso bajo el portal.

 

 

Terrazas: sin autorización, pero toleradas

 

Especialistas en patrimonio han criticado la edificación de terrazas en esta parte de la ciudad, pues afectan la armonía arquitectónica

 

A la ocupación de los portales de Las Flores y Mercaderes se sumó recientemente la habilitación de una terraza comercial en el portal de Las Flores, en la esquina con la avenida Miguel Hidalgo. Propiedad del restaurante Mayordomo, esta terraza carece de autorización municipal y del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), pero en ella se alcanza a observar un elevador, además de las mesas y sillas.

Si bien el área sobre los portales es privada (no así el interior de ellos), ninguna de las más de 240 terrazas de la ciudad cuenta con autorización, han reconocido el INAH y el ayuntamiento. Aun así, edil capitalino, Francisco Martínez Neri, y el gobernador, Salomón Jara, asistieron en diciembre a la inauguración de la terraza del restaurante Mayordomo.

El delegado del INAH negó haber autorizado alguna de las cientos de terrazas comerciales que operan en el polígono del Centro Histórico de la ciudad de Oaxaca, zona que junto con el sitio arqueológico de Monte Albán cuenta con la declaratoria de Patrimonio Mundial de la Humanidad.

 

Operan al margen

 

En el recorrido junto al gobernador y demás funcionarios estatales, Joel Omar Vázquez Herrera reiteró lo señalado en otras ocasiones sobre este tipo de negocios que operan al margen del reglamento y Plan Parcial de Conservación del Centro Histórico.

Especialistas en patrimonio como la doctora Nelly Robles, el Consejo Consultivo del Centro Histórico y del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios han criticado la edificación de terrazas en esta parte de la ciudad, pues afectan la armonía arquitectónica y han hecho del centro histórico una “cantina”.

En el municipio, se han identificado 246 terrazas en el municipio, principalmente en el centro histórico y en barrios como el Marquesado, Jalatlaco, agencia San Felipe y colonia Reforma.

De ellas, 150 de ellas de uso comercial y el resto, 96, de uso particular. Las de uso comercial son principalmente para establecimientos como restaurantes, bares, antros, entre otros similares, detalló la Secretaría de Desarrollo Económico del municipio.


 

Relacionadas: