Detienen a joven tras robar llanta de tráiler en Salina Cruz, Oaxaca | Policiaca
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Policiaca

Detienen a joven tras robar llanta de tráiler en Salina Cruz, Oaxaca

Los dos jóvenes, aprovechando de que los choferes se encuentran descansando, planearon cómo robar unos neumáticos

Detienen a joven tras robar llanta de tráiler en Salina Cruz, Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

Salina Cruz, Oaxaca

Tras descubrir a dos jóvenes que le sacaban la llanta a un tráiler, le avisaron al chofer del mismo e iniciaron la persecución de los implicados, logrando detener a uno, a quien amenazaban con linchar.
El afectado, contó que después de un largo viaje realizado, se dispuso a ir a descansar, por lo cual procedió a estacionarse en una pensión denominado Reynol, ubicado en el entronque que compone la Calzada a la Refinería y Avenida Oleoducto de la colonia Porfirio Díaz, cerca de la portada de la Refinería Antoni Dovalí Jaime.

Sin embargo, su descanso fue interrumpido cuando le fue informado que unos hombres le estaban quitando los neumáticos de su tráiler para robárselos. El chofer del camión tipo tráiler acaba de llegar a la pensión Reynol, lugar donde todos los traileros acuden a tomar una ducha y a descansar para continuar su viaje.

Una vez que se registró en la recepción, le dijeron el número de cuarto que le asignaron, al cual llegó y se acostó para disponerse a dormir. No llevaba ni una hora cuando lo despertaron, el encargado de la pensión le tocó a la puerta informándole que unos tipos le estaban quitando los neumáticos de su camión para robárselos.

Soñoliento aún, el chofer salió corriendo enfureciendo a medida que salía de la pensión. Al llegar al lugar, donde dejó estacionado su tráiler, junto con otros compañeros traileros, armados con piedras y palos lograron darle alcance a uno de ellos.

Los dos jóvenes, aprovechando de que los choferes se encuentran descansando, planearon cómo robar unos neumáticos, después de ello procedieron a llevar a cabo su plan trazado, llevando consigo las herramientas necesarias y adecuadas.

Mientras uno quitaba un neumático del tráiler, el otro cómplice se encontraba cubriéndole la espalda, para ver que nadie viniera, se diera cuenta y diera la voz de alerta.
En eso estaban cuando el amigo de pronto vio venir a un grupo de personas corriendo hacia ellos y que se iban acercando a toda prisa.

“Vámonos ya se dieron cuenta, ya nos descubrieron”, alcanzó a decir mientras se echaba a correr entre un terreno enmontado, seguido por el segundo ladrón. Los choferes lograron darle alcance a uno de ellos y estaban a punto de golpearlo, no obstante, justo en ese momento venía pasando una patrulla de la Policía Municipal, quienes efectuaban un patrullaje de vigilancia sobre la Avenida Oleoducto.

Cuando los policías se percataron de la concentración de personas, procedieron a descender de la patrulla y a dirigirse a donde estaba el grupo de traileros, con el propósito de investigar de que se trataba todo.
Los conductores les informaron sobre el robo a los uniformados y le entregaron al presunto ladrón y como prueba de ello le mostraron a los policías la llanta que pretendían robarse que estaba recargada a un lado del tráiler.

“Oficiales vayan por el otro ladrón para detenerlos, porque eran dos”, les pidieron. Por lo tanto, los demás policías, acompañados de los choferes armados con palos y piedras fueron tras el otro implicado, por lo que se metieron entre el monte, pero ya no lo encontraron.

Ante el señalamiento, los efectivos procedieron a su aseguramiento al joven entregado y lo subieron a la patrulla para trasladarlo a la cárcel municipal y posteriormente ser puesto a disposición del Ministerio Público.

Indicaron que como el joven nunca fue perdido de vista, se consideraría detención en flagrancia, por lo que esperaban que calificaran de legal la detención, ya que conforme a la constitución política, cualquier persona está facultada para capturar a otro si en ese momento está cometiendo un delito.

Invitaron al trailero a acudir a las oficinas ministeriales para interponer su formal denuncia y poder proceder en contra del detenido, por lo que la llanta que le quitaron, también sería puesta a disposición de la autoridad ministerial como evidencia del robo.

Relacionadas: