Sentencian a violador en la Costa de Oaxaca |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Policiaca

Sentencian a violador en la Costa de Oaxaca

Los hechos fueron cometidos en Santa María Huatulco, por lo que el sentenciado permanecerá recluido en el penal de San Pedro Pochutla

Sentencian a violador en la Costa de Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

El juez de control de Puerto Escondido, sentenció a nueve años cuatro meses de prisión a J.R.S., al ser hallado responsable del delito de violación cometido en agravio de una joven mujer; hechos cometidos en Santa María, Huatulco, por lo que el sentenciado permanecerá recluido en el penal de San Pedro Pochutla.

Al acusado se le condenó también a una multa de 32 mil 240 pesos y al pago de reparación del daño por 22 mil 400 pesos, de los cuales cubrió 10 mil pesos y resta la cantidad de 12 mil 400 pesos. Además en la sentencia el juez, no se le concedió beneficios, por lo que este permanecerá en prisión.

Antecedentes

En el expediente penal 370/2018, consta que los hechos se cometieron el pasado 24 de noviembre de 2018, según el legajo de investigación 4351/FSPP/2018, que dio inicio el agente del Ministerio Público, en donde la ofendida declaró y señalo que el ataque sexual se cometió entre las 21:30 horas y las 22:10, cuando la ofendida estaba jugando a las escondidas cerca un árbol de mango que esta junto al minisúper “Betito”, ubicado en la esquina que forman las calles de Ixtepec y Huatulco, en la colonia 20 de Noviembre, mejor conocida como fraccionamiento “El crucero”, en Santa María Huatulco.

En ese momento Jesús, quien es conocido como “El Kio”, le llegó por detrás a la víctima y le tapó la boca con su mano, ella trató de correr pero el agresor la jaló hacia el monte poniéndole en la boca un trapo y amenazándola que “si gritaba la iba a matar a ella y a su familia”.

Al mismo tiempo, el degenerado sujeto le señalaba un palo de madera, diciéndole que con ese palo la iba a matar si gritaba, siguió jalando a su víctima por donde hay un camino para llegar al pozo que está al final de la calle el Tule, esquina con la calle Cuilápam.

En dicha zona le quitó a la fuerza toda su ropa, hasta dejarla desnuda, mientras que Jesús se quitó su playera, se bajó el short y bóxer hasta las rodillas, empujó a la agredida al suelo y quedó boca arriba, enseguida se le echó encima y empezó a besarle la boca, el cuello, los senos y su parte intima, luego la violó.

Pero cuando el agresor escapaba, fue detenido ante los gritos de auxilio de la víctima, luego fue procesado y finalmente sentenciado por sus perversos actos.

 

 

Relacionadas: