Sentencian a pareja por fraude en perjuicio de expiloto aviador de la PGR |
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología Viral Policiaca Cartones

Policiaca

Sentencian a pareja por fraude en perjuicio de expiloto aviador de la PGR

Convencieron a piloto aviador retirado de invertir en un negocio para comprar artesanías oaxaqueñas y poblanas para exportarlas a Phoenix Arizona, Estados Unidos

Sentencian a pareja por fraude en perjuicio de expiloto aviador de la PGR | El Imparcial de Oaxaca
Mario y Minerva tendrán que cumplir la condena, luego de comprobarse su participación activa en el delito.

LA SENTENCIA

6

años en prisión por fraude genérico

700

mil pesos por reparación del daño

6

mil 871.50 pesos por pago de multa

Los comerciantes, Mario y Minerva fueron sentenciados por el juez tercero Penal a seis años en prisión por su responsabilidad en la comisión del delito de fraude genérico en perjuicio patrimonial de un piloto aviador de la PGR retirado.

Asimismo, fueron condenados al pago de 700 mil pesos por reparación del daño y al pago de seis mil 871.50 pesos por multa.

En el expediente penal 81/2016 se establece que Minerva a finales de julio de 2006, al estar en conocido restaurante ubicado en avenida Universidad le propuso que invirtiera en un negocio redituable.

Dicho negocio consistía en invertir para comprar artesanías oaxaqueñas y poblanas, para así exportarlas hacia Phoenix Arizona, en los Estados Unidos.
Refirió que, de septiembre a febrero se harían las ventas, pues era la temporada alta.

Supuestamente, el agraviado platicó con sus familiares y aceptó, es por ello que los primeros días de agosto de 2006 se reunieron en un domicilio situado al Norte de la ciudad.
Ahí, el perjudicado les hizo entrega a Mario y a su esposa Minerva de 350 mil pesos, para comprar la mercancía, misma que sería transportada en un tráiler.

Fue en octubre de 2016 cuando se volvieron a reunir, pero la pareja le informó a la víctima que tuvieron problemas con el paso del tráiler a los Estados Unidos, es por ello que tuvieron que pagar más y solamente habían recuperado la inversión de los 350 mil y ganancias por 80 mil pesos, mismas que se dividirían en dos.

De igual manera le indicaron que volviera a invertir su dinero, así como su ganancia de 40 mil pesos para comprar más mercancía; asimismo que consiguiera otros 310 mil pesos para que se exportaran artesanías en dos tráilers.

El agraviado fue convencido de nueva cuenta, por lo que en esta ocasión el 14 de noviembre les hizo entrega de otros 310 mil pesos, asimismo, acompañó a la pareja en la recolección de lar artesanías de barro, por ello se condujeron tanto a una población en la región Mixe y Santa María Atzompa.

Posteriormente, dijo el perjudicado, la mercancía fue llevada a un local que rentaba la pareja, ubicado en avenida Ferrocarril, en jurisdicción de San Sebastián Tutla, Oaxaca.

A partir de esa fecha, el agraviado ya no tuvo contacto con la pareja, por lo que, a finales de enero de 2017, Minerva se comunicó y le informó que su esposo al momento de realizar la entrega de la mercancía había tenido un accidente automovilístico, por lo que se le había desviado una vértebra, pero que no se preocupara, debido a que el seguro les iba a pagar los daños.

Tiempo después, el agraviado al pensar en continuar con la inversión, decidió entrevistarse con un ingeniero para que le realizara la construcción de una bodega; sin embargo, éste le indicó que pensara bien las cosas, pues él había tenido una mala experiencia, pues entabló una demanda en el Juzgado Segundo Civil contra una señora de nombre Minerva pues no le había regresado su inversión por 40 mil pesos.

Aseguraron que tuvieron un accidente automovilístico con la mercancía comprada.

Al escuchar el nombre y los apellidos, el agraviado de inmediato trató de comunicarse con sus socios, pero éstos no le contestaban.

Fue el 20 de abril de 2007, cuando la víctima acudió a las oficinas de tránsito del estado para realizar unos trámites y ahí vio a Mario, a quien le reclamó, sin embargo, éste le dijo que se calmara, que recién había regresado de los Estados Unidos y que lo esperara unos minutos, que iba a sacar unas copias.

Sin embargo, Mario supuestamente se escabulló y huyó del lugar.

El 7 de mayo, el agraviado y su esposa se trasladaron a casa de Mario y Minerva, ubicada en la colonia Alemán, centro Oaxaca.

Ahí, ambas parejas dialogaron, por lo que Mario y Minerva se excusaron de haber tenido problemas con el pago del seguro, pero que no se preocuparan, que, por lo pronto, les harían entrega de 50 mil pesos en lo que les entregaban el resto.

A partir de ese momento, el agraviado ya no pudo tener contacto con Mario y Minerva, es por ello que decidió denunciar el caso.

Consignada la averiguación previa, el entonces juez sexto Penal libró las respectivas órdenes de aprehensión, por ello el 5 de abril de 2008 fueron detenidos y después sujetos a proceso penal.
18 días después de estar encarcelados, la pareja salió bajo fianza.

Tras el cierre del juzgado sexto, la causa penal se radicó en el juzgado tercero bajo el expediente 81/2016.

Ahora, tras el cierre de instrucción, la formulación de conclusiones y la audiencia final, el juez los sentenció a seis años en prisión.