Guelaguetza del saber | Opinión
Última Hora Especiales Videos

Opinión

Guelaguetza del saber

Sendero

 

 

En estos días de fiesta de los Lunes del Cerro, en que se presenta principalmente la tradicional Guelaguetza tanto en la capital del Estado como en poblaciones de Valles Centrales, hay también instituciones culturales que ofrecen, sí, como en la Guelaguetza, conocimientos y experiencias sobre el arte del buen vivir.

La Red Cultural GFU para la Fraternidad Humana ha organizado para esta semana, a partir de mañana martes hasta el sábado, una serie de actividades para recordar a uno de sus fundadores, el doctor José Manuel Estrada Vázquez, quien visitó Oaxaca en varias ocasiones durante las décadas de los años 60 y 70 del siglo pasado y puso los cimientos de una institución cultural que hoy sigue dando frutos.

Venezolano él de nacimiento, confió profundamente en el potencial espiritual y humano del pueblo mexicano, país que eligió como centro de sus actividades y en que formó a centenares de seguidores, desde donde partió a diferentes partes del mundo a dar conferencias y fundar centros de estudios para la reeducación humana. Nació en Caracas el 28 de julio de 1900 y falleció en la Ciudad de México el 22 de julio de 1982.

Uno de sus discípulos, el maestro José Marcelli Noli, lo describe de la siguiente manera: “El Maestro José Manuel Estrada tenía el don de la naturalidad a pesar de que todo en él parecía inusitado: su pelo y sus barbas largos y blancos, su rostro recio y viril, su mirada sin reservas, su capa blanca de templario, su cruz pectoral de brazos equilibrados y sus sandalias de peregrino. Bajo de estatura y delgado, hacía sentir la reciedumbre y la bondad de su figura pulcra y digna. Parecía venir del pasado, de lo mejor del pasado y hacía presentir algo noble del futuro; sin embargo, su sencillez lo colocaba a todo él en el presente”.

“…fue un peregrino incansable, un conferenciante inagotable que abrió brecha como Maestro a una tradición que se recreó y se transformó en el tiempo, en las ciudades, los caminos, las montañas y en los valles de América en la mitad del siglo. Fue un momento en el que los valores y certidumbres morales, espirituales, de salud y de proyectos individuales y colectivos de vida, que parecían inamovibles, empezaron a transformarse tan rápidamente que a los pocos años las nuevas opciones se volvieron parte de la vida cotidiana de los pueblos, en una gran transformación cultural que él, desde entonces, llamó la Nueva Era (New Age) y que hoy parece a muchos un término común y familiar”, dice uno de sus biógrafos, Adrián Marcelli Esquivel.

El gran gurú recorrió las calles de la capital del estado de Oaxaca y las zonas arqueológicas de los Valles Centrales, como Monte Albán y Mitla. Se acercó a los estudiantes y catedráticos de la ahora Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca, a quienes habló de los nuevos tiempos de cambio que vendrían en todos los sentidos y la importancia de trabajar por la salud y elevación de la conciencia.

En su memoria iniciará mañana una semana cultural en la ciudad de Oaxaca de Juárez como en diferentes partes del mundo donde hay presencia de la GFU. Las actividades serán en el Instituto de Yoga Quinto Sol, Armenta y López 915, a partir de las 18:00 horas. La doctora Cristina Sosa Díaz dará primeramente una conferencia sobre Inteligencia emocional; el miércoles habrá una mesa redonda bajo el tema de Un nuevo modo de vivir, con Elia Aquino Gómez, María Antonieta García Salinas, Eva Prado Scheleske y Juan Carlos Círigo.

El jueves 20, una muestra de alimentación vegana y degustación, a cargo de Miguel Ángel Ortega Castro; el viernes 21, una charla y taller sobre respiración y conciencia con Felipe Hernández Hernández; el sábado 22, exhibición y práctica de Hatha Yoga y Chi-Kung. Ese mismo día, a partir de las 19:00 horas, habrá una velada musical con el grupo Tsita Yoo, bajo la dirección del maestro Timoteo Cruz Santos. El acceso a los eventos será libre.

Guelaguetza del saber