Piden fiscalía estatal en Oaxaca para desaparecidos | Oaxaca
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Oaxaca

Piden fiscalía estatal en Oaxaca para desaparecidos

La instalación de una fiscalía estatal especializada para la localización de desaparecidos fue la petición que hicieron padres de personas buscadas a nivel nacional en su visita a Oaxaca

Piden fiscalía estatal en Oaxaca para desaparecidos | El Imparcial de Oaxaca

Oaxaca de Juárez, Oaxaca

La instalación de una fiscalía estatal especializada para la localización de desaparecidos fue la petición que hicieron padres de personas buscadas a nivel nacional en su visita a Oaxaca. La abogada de la Sección 22 del magisterio oaxaqueño, Edith Santibáñez Bohórquez, externó que también solicitaron ante la Fiscalía la instalación de la delegación de la Comisión Nacional de Víctimas en esta entidad.

El fin de semana, entre los integrantes de esta caravana, estuvo Francisco González Díaz, padre de Algo González, que desapareció del Tecnológico de Puebla, así como el coordinador general, Julio Sánchez Pasillas, quien tiene casi 6 años buscando a su hija Tania.

Son al menos 150 casos los que se concentran en este grupo, quienes en esta visita recorrieron Morelos, Guerrero y Oaxaca, aunque cancelaron algunas actividades por la contingencia del país derivado de los sismos.

Los integrantes de esta caravana mostraron su tristeza al observar que al gobierno mexicano no le interesa hallar a las personas desaparecidas por el motivo que fuese y las mantiene en el olvido.

“Ellos al recorrer los estados en búsqueda de sus familiares gastan recursos económicos, por eso, también como propuesta, está la creación de un fideicomiso para sufragar gastos”, propuso la jurídica.

Julio Sánchez Pasilla contó su largo trayecto para localizar a Tania, quien desapareció junto con su novio en Torreón, Coahuila y los únicos datos certeros que tiene -hasta ahora- son los que él ha proporcionado a la autoridad.

“Lamentablemente perdí dos años en los escritorios de los ministerios públicos; yendo y viniendo con datos sin que ellos aportaran nada al caso. A la autoridad no le interesa investigar”, afirmó.

En su experiencia, narró que ha encontrado decenas de restos humanos. “Donde quiera que vamos, hay restos, ahora, estoy buscando a mi hija entre los vivos, porque no pierdo la esperanza”, expresó, pese a que la desaparición se dio el 21 de enero del 2012.