Revolución y la anarquía de los Flores Magón |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

Revolución y la anarquía de los Flores Magón

Las ideas de Ricardo fueron la base teórica de la lucha del pueblo durante la Revolución Mexicana, pues los liberales encabezados por Madero, pactaron con los porfiristas, mientras que los magonistas insistieron con los pensamientos igualitarios hasta que los aniquiló la persecución

  • Revolución y la anarquía de los Flores Magón
  • Revolución y la anarquía de los Flores Magón
  • Revolución y la anarquía de los Flores Magón
  • Revolución y la anarquía de los Flores Magón

LÍNEA DEL TIEMPO

1873

Nace Ricardo Flores Magón en San Antonio Eloxochitlán, en Oaxaca, el 16 de septiembre

1 de agosto de 1900

Los hermanos Flores Magón fundan el periódico Regeneración contra la dictadura de Día

1906

Inicia el movimiento revolucionario en el país con diferentes movimientos obreros y campesinos

1907

Ricardo Flores Magón se refugia en San Francisco por persecución de Díaz

1922

Matan a Ricardo Flores Magón en la cárcel de Levenworth, Kansas, Estados unidos

Originarios del municipio de San Antonio Eloxochitlán, en la Sierra Mazateca de Oaxaca, los hermanos Enrique, Jesús y Ricardo Flores Magón, son recordados como los precursores de la Revolución Mexicana.

Aunque los tres se involucraron en la lucha por la igualdad social y en contra de la reelección de Porfirio Díaz Mori, son las ideas revolucionarias de Ricardo Flores Magón, las que persisten en los libros de historia.

 

BIOGRAFÍA

En la recopilación biográfica que realizó el historiador Rafael Carrizo, destaca que su padre Teodoro Flores fue un indígena mazateco que luchó con las armas en contra de las tropas norteamericanas en la guerra de 1847.

Durante la Guerra de la Reforma, su ideología liberal lo llevó a unirse con su paisano Benito Juárez García, también luchó contra la intervención francesa y el segundo imperio, alcanzado el grado de coronel en las tropas republicanas. Murió en 1893.

Su madre, Margarita Magón, era de ascendencia mestiza y falleció en 1902.

El hermano mayor, Jesús (1872-1930), nació en San Simón el 6 de junio de 1872, destacó en la vida política a nivel nacional al fungir como Secretario de Justicia y de Gobernación durante el mandato de Francisco I. Madero.

Ricardo (1873-1922) nació en San Antonio Eloxochitlán el 16 de septiembre, quien para el historiador Rafael Carrizo, fue el más destacado de los hermanos Flores Magón. Realizó sus estudios en la Escuela Nacional Preparatoria y se graduó en la Facultad de Jurisprudencia en la cursó la carrera de leyes.

En su destacada trayectoria en la historia de México, es recordado como político, anarquista, periodista y dramaturgo, entre sus ideales se reconoce su lucha incansable para establecer la igualdad social y civil de los mexicanos.

Enrique (1877-1954), el menor de los hermanos, nació en Teotitlán del Camino el 13 de abril. Desde que sus hermanos se unieron para combatir el régimen autoritario de Porfirio Díaz, también fue precursor de la igualdad entre los mexicanos.

 

REGENERACIÓN

El 1 de agosto de 1900, por iniciativa de Jesús y Ricardo, fundaron su primer periódico: “Regeneración”, el cual denunciaba los actos de corrupción en el gobierno y más tarde se convirtió en la voz de los obreros, estudiantes y campesinos.

En las páginas del diario los colaboradores denunciaron las injusticias que se vivían en un gobierno autoritario que encabezaba Porfirio Díaz, lo que costó la persecución de los hermanos Flores Magón, pues además les acusaban de promover un movimiento en contra del gobierno el turno, lo que después denominaron como la Revolución de los Flores Magón.

PRECURSORES DE LA REVOLUCIÓN

Para el investigador Manuel Orozco y Berra, surgidos de esos pensamientos liberales que se plasmaban en el diario, los precursores de la Revolución fueron jóvenes que se lanzaron a una brega desigual, sin medir las consecuencias: “les bastó saber que luchaban por una causa justa”.

Aunque los hermanos Flores Magón se habían mudado a la capital del país para reforzar sus conocimientos juristas y en política, durante la consumación del movimiento Oaxaca, especialmente la región de la Cañada, fueron bastiones de vital importancia para el inicio de la lucha.

Orozco y Berra expone que los auténticos precursores de la Revolución fueron los miembros del Partido Liberal Mexicano, encabezada por Francisco I. Madero, pero teniendo como sus principales aliados a los hermanos Flores Magón.

Expone que a través de la presan de oposición como el periódico Regeneración, los legítimos precursores despertaron conciencia nacional en contra del régimen de Porfirio Díaz, que desembocó en aquel movimiento que inició desde 1906.

Para avanzar con la organización en todo el país, la Junta Organizadora del Partido Liberal Mexicano, presidida por Ricardo Flores Magón, encabezó y organizó los grupos revolucionarios en cada región de México.

Los valientes liberales que se habían sumado para organizar el movimiento, fueron frenados y encarcelados en varios estados del país, por lo que tuvieron que pasar al menos 8 meses para recobrar la fuerza revolucionaria cuando las luchas sociales estallaron en el norte.

La historia relata que Ricardo Flores Magón fue perseguido por el gobierno de Díaz que lo obligó a refugiarse en San Francisco en 1907, el gobierno mexicano había ofrecido 20 mil dólares por su arresto.

Al ser capturado fue encarcelado en la Penitenciaría de Leavenworth, Kansas, en Estados Unidos, a pesar de encontrarse tras las rejas, continuaba impulsando mediante las ideas libertarias y las insurrecciones contra el gobierno de Díaz a través de su periódico Regeneración.

En el escrito del investigador, refiere que a pesar de estar en prisión, en algunas de las páginas del diario plasmó sus pensamientos: “La Revolución tiene que efectuarse irremisiblemente y tiene que triunfar, esto tiene que llegar a sangre y fuego hasta el cubil donde celebran su último festín los chacales que los han devorado”.

En 1910 al estar los primeros grandes movimientos, datos históricos señalan que el maderismo, mareado por el éxito de las primeras acciones que la lucha de las masas tomaba en el país, pactó con el porfirismo a fin de anular el poderoso empuje revolucionario del pueblo en marcha.

Ricardo, el más revolucionario, pasó más de trece meses en las cárceles de México y de los Estados Unidos. Desde la Penitenciaría de Leavenworth el 22 de noviembre de 1922, se anunció la muerte del liberal mexicano.

En aquellos años un grupo de representantes liberales en la Cámara de Diputados rindieron un homenaje póstumo al gran revolucionario mexicano, a quien lo consideraron como un mártir y apóstol de las ideas libertarias.

Los mismos que se habían beneficiado por el gran movimiento revolucionario, fueron los encargados de trasladar los restos mortales de Ricardo Flores Magón a través de la Confederación de Sociedades Ferrocarrileras de la República Mexicana.

En un trabajo elaborado por investigadores del Colegio Superior para la Educación Integral Intercultural de Oaxaca, denominado “Magonismo y vida comunal mesoamericana: a 90 años de la muerte de Ricardo Flores Magón”, exponen a raíz de la muerte de Ricardo Flores Magón, el magonismo histórico perdía a su figura principal pero en realidad el movimiento había dejado de existir años atrás, a raíz del encarcelamiento de Flores Magón y de Librado Rivera, el fin de Regeneración y el abandono de la lucha de Enrique Flores Magón y otros.

 

Retorno a su tierra, recuperar la memoria

A poco más de 109 años del movimiento que impulsaron los hermanos Flores Magón, las autoridades mexicanas a través de la Secretaría de Cultura, promueven un proyecto de recuperación de la memoria histórica de los pueblos de la sierra mazateca que tuvieron relación con los hermanos Flores Magón, Jesús, Ricardo y Enrique.

Mediante el programa Cultura Comunitaria buscan hacer una conexión entre el pensamiento magonista y el recuerdo que queda de estos precursores de la revolución en ciertas comunidades, así como la influencia que tuvo el pensamiento indígena mazateco en la filosofía política de los Flores Magón.


Esther Hernández, directora general de Vinculación Cultural de la Secretaría de Cultura, explicó en su momento que este proyecto que lleva como título Retorno al Origen “tiene que ver con procesos de investigación, de recuperación de la memoria con las propias familias que influyeron de alguna manera en el pensamiento de los Flores Magón y de los cuales se guarda la memoria de ese tiempo”.

Actualmente este trabajo se lleva a cabo en ocho municipios del Distrito de Teotitlán de Flores Magón, Oaxaca: San Mateo Yoloxochitlán, Santa María Chilchotla, San Jerónimo Tecóatl, Mazatlán Villa de Flores, San Agustín Zaragoza San Antonio Eloxochitlán de Flores Magón y Huautla de Jiménez.
El programa Cultura Comunitaria se encuentra a cargo de Diego Flores Magón Bustamante, bisnieto de Enrique Flores Magón, actualmente dirigente del centro cultural Casa de El hijo del Ahuizote.

 

Relacionadas: