Accidentes y muertes en Carretera Federal 190 es por negligencia oficial |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

Accidentes y muertes en Carretera Federal 190 es por negligencia oficial

La falta de aplicación de los reglamentos para circular por esta vía y la irresponsabilidad de los choferes del transporte público, son dos de las principales causas de los percances viales que ocurren a diario en una de las carretera más importantes de Oaxaca

  • Accidentes y muertes en Carretera Federal 190 es por negligencia oficial
  • Accidentes y muertes en Carretera Federal 190 es por negligencia oficial

EL DATO

4 mil 80

accidentes viales en todo Oaxaca en 2017

2 448

accidentes ocurrieron en la Zona Metropolitana de Oaxaca

35

kilómetros, distancia entre Oaxaca y Mitla sobre la carretera federal 190

511

accidentes en este tramo durante 2014

35

personas fallecidas en 2014, año más sangriento

612

percances vialesen 2017

6

víctimas mortales en 2017

Circular a exceso de velocidad, falta de colocación adecuada de señalizaciones viales y el abuso en el transporte público, son las principales causas de los accidentes automovilísticos en la Carretera Federal 190, en su tramo Oaxaca-Tlacolula-Mitla.

Pese a los operativos que realizan las autoridades para fomentar la cultura vial, la mayoría de los conductores de autos particulares y del transporte público que circulan por esta vialidad, rebasan a más de 120 kilómetros por hora (km/h), en un tramo de donde el tope de velocidad es de 60 km/h.

Aunado a ello se suma la falta de revisión y capacitación por parte de la Secretaría de Vialidad (Semovi) para obligar a los concesionarios a cumplir con la normatividad, ya que al menos el 40 por ciento de los siniestros viales están involucrados taxis foráneos que operan en Tlacolula.

Los operadores de las unidades no respetan los límites de velocidad, el número de pasajeros regularmente excede a lo permitido por la ley y en un sedán van seis o siete personas que viajan sin cinturón de seguridad.

 

 

Percances fatales

Datos del Secretariado Técnico en el Estado de Oaxaca del Consejo Estatal para la Prevención de Accidentes (Coepra), señala que en 2017 contabilizaron 4 mil 80 accidentes viales en toda la entidad oaxaqueña, de los cuales 2 mil 448 ocurrieron en la Zona Metropolitana de Oaxaca (ZMO).

En el tramo referido de la carretera federal 190, que comprende de 35 kilómetros, durante 2014 fue el año más sangriento con 511 accidentes que dejaron a 35 personas fallecidas, mientras que en 2017, las cifras aumentaron a 612 percances viales, sin embargo, a raíz de la instalación de reductores de velocidad, la mortalidad se redujo hasta en un 80 por ciento, registrándose 6 víctimas mortales.

Con el aumento de accidentes que se han registrado en las últimas fechas en este tramo, los integrantes del Secretariado Técnico, llevan a cabo actualmente una auditoría vial de los hechos que se han suscitado del 2018 a la fecha.

 

Negligencia oficial

Los primeros reportes que han arrojado esta auditoría vial, establece que otra de las principales causas de los accidentes fatales que se han registrado del mes de junio a la fecha, deriva de los trabajos de rehabilitación que llevan a cabo las empresas contratadas por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (Centro SCT Oaxaca).

“Desgraciadamente se activaron nuevamente los accidentes viales en este tramo, pero hay mucha coincidencia, el primer punto es que queda muy claro que es por la falta de educación y cultura vial, no solamente en Oaxaca, sino a nivel nacional, nos hace falta trabajar mucho en estos aspectos, pero no hay que eximir de responsabilidades a las instituciones que estamos involucradas en esto”, destacó Josué Alonso Santiago Mendoza, responsable estatal del Programa de Prevención de Accidentes y Seguridad Vial de los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO).

El responsable estatal del Programa de Prevención de Accidentes de los SSO, así como los diferentes servicios de emergencia que acuden a prestar ayuda a las víctimas, coinciden que a partir de que se inician los trabajos de mantenimiento por parte de la SCT en este tramo carretero, se reactivaron los percances fatales.

“Se reactivan los accidentes a raíz de los trabajos de mantenimiento, por eso ya invitamos al personal de la dependencia para que sus señalamientos sean mejores donde se ha intervenido, porque el rencarpetamiento queda en blanco, la maleza no se quita para que la carretera se pueda ver en mejores condiciones, además detectamos que no vienen colocando el señalamiento horizontal”, mencionó Santiago Mendoza.

Aunque expuso que de enero a mayo de 2019, únicamente se habían registrado dos accidentes por alcance con un saldo de 2 defunciones, Según datos de los servicios de emergencia, el pasado 10 de febrero se registró uno de los accidentes más trágicos en lo que va del año, cuando una camioneta doble cabina se impactó de frente con un automóvil compacto, dejando tres víctimas mortales.

“El fenómeno de la carretera más peligrosa se presenta a partir de que se inician los trabajos de rehabilitación, el primer trágico suceso fue un encontronazo frontal entre una camioneta y un automóvil compacto el pasado 11 de junio, a partir de entonces empezaron a subir y se dieron en áreas donde está el mantenimiento, por eso insistimos a la SCT que cuide más el señalamiento y a la ciudadanía que sean más conscientes y manejen con precaución”, refirió.

Es precisamente en este periodo en que la SCT inicia con las obras de mantenimiento, cuando ocurre el segundo percance fatal ocurrido el 7 de junio en el Libramiento del Tule, con un saldo de una persona fallecida. Posteriormente el 11 de junio en la zona intervenida se registra el tercer encontronazo, con saldo de dos personas fallecidas, al estrellarse de frente dos unidades de motor en esta misma zona.

El 27 de junio un elemento de la Policía Municipal de Tlacolula de Matamoros, perdió la vida al sufrir un accidente vial en inmediaciones de esta comunidad cuando viajaba en una motocicleta de la corporación.

El último suceso fatal ocurrió el pasado 10 de agosto, cuando un taxi foráneo se estrelló de frente con un automóvil particular, dejando una víctima quien era estudiante de la Universidad del Mar, quien al parecer viajaba en el asiento del copiloto, en el cual los pasajeros se les impide utilizar el cinturón de seguridad, pues los taxistas habilitan el asiento para dos pasajeros.

 

Burlan operativos

Jaciel Aragón Hernández, director de Vialidad de Tlacolula de Matamoros, informó que para tratar de disminuir los accidentes fatales, en coordinación con la Policía Federal, Policía Vial y Guardia Nacional, realizan diariamente un operativo de revisión y prevención en las inmediaciones de esta comunidad.

“A la semana hacemos siete operativos con las diferentes instancias de gobierno para supervisar el transporte público, en lo va del año hemos infraccionado a 30 conductores por llevar sobrecupo”.

Explicó que los filtros van orientados principalmente al transporte público para evitar el sobrecupo de pasajeros, fomentar el uso de cinturón de seguridad y la verificación del seguro del usuario.

El inspector general, Jorge Arturo Rojas Campos, encargado de la Coordinación Estatal en Oaxaca de la Policía Federal, destacó que la corporación no ha sido ajena a esta situación que se vive en este tramo carretero.

“No consiste solamente en cuántas infracciones se hacen, sino en la responsabilidad de la ciudadanía, nos estamos enfocando en la concientización y reeducación de los automovilistas, también tenemos operativos como el carrusel donde una unidad de la Policía Federal y Policía Vial Estatal transitan en frente de los vehículos para evitar que otros vehículos se adelanten de nuevo”, apuntó.

A decir del mando policiaco diariamente se implementan cuatro operativos carrusel en este tramo, especialmente en horarios de mayor afluencia vehicular de 8 a 9 de la mañana y de 7 a 8 de la noche.

Pese a estos operativos, en todo el tramo carretero que consta de 35 kilómetros, unidades particulares y del transporte público, en su modalidad de taxis circulan a más de 100 kilómetros por hora, incluso a través de equipos de radio comunicación, burlan los operativos de las autoridades.

Incluso en el acceso a Ciudad Yagul, uno de los fraccionamientos más grandes de Tlacolula, mototaxiscirculan a alta velocidad que vuelan sobre esta vía a más de 60 kilómetros por hora, unidades que por el tipo de permiso con el que operan tienen prohibido circular con pasajeros por vías federales.

 

A 80 km/h puede ser fatal

Luis Daniel López Flores, integrante de los Bomberos Voluntarios de Tlacolula de Matamoros, señaló que uno de los principales factores de los accidentes viales que se han registrado en los últimos días, es el exceso de velocidad en que los automovilistas y choferes del transporte público circulan por la 190.

“Cubrimos todas las emergencias que ocurren en la carretera, últimamente hemos tenido accidentes automovilísticos donde se han rescatado a personas prensadas haciendo uso de las quijadas de la vida, acudimos para sacar a las personas que se quedan atrapadas entre los fierros ya sea con heridas o que desafortunadamente hayan perdido la vida”.

El rescatista mencionó que por toda esta vía las unidades rebasan el límite de velocidad permitido y cuando ocurre alguna emergencia “ya no les da tiempo de frenar, el vehículo que más se ocupa en el transporte público en la modalidad de taxis, son los Tsurus, hemos hecho pruebas con este modelo y aunque esté en buenas condiciones, si va a 80 kilómetros por hora su frenado se da hasta en una distancia de 10 metros, ahora imaginemos que va a más de 100 kilómetros por hora, ya es imposible pararlo”.

Aunado a estas circunstancias, algunas unidades ya no cuentan con cinturones de seguridad, mucho menos bolsas de aire. Dijo que al menos un 50 por ciento de los accidentes se han registrado en los últimos dos meses y medio, han dejado víctimas mortales.

 

 

Causas

Para Raymundo Óscar Vargas Enríquez, Jefe del Departamento de Enfermedades no Transmisibles de los SSO, las principales causas de la mayoría de estos siniestros viales son: exceso de velocidad, sobrecupo y falta de cultural vial.

“Algo que debemos tener presente es que como conductores de cualquier vehículo y como peatones, debemos tomar siempre las medidas preventivas que coadyuven a que este tramo carretero esté libre accidentes, lo que reiteramos es que respete el límite de velocidad, que no conduzcan bajo los efectos del alcohol o de alguna otra droga, que no conduzcan si tienen algún problema de salud, mucha gente toma medicamento y por disminuye sus capacidades motoras”.

Detalló que otras cifras alarmantes que dejan estos accidentes es que por cada muerte que se provoca por un siniestro vial, al menos dos personas quedan con alguna discapacidad.

“Están dentro de las primeras 5 causas de muerte a nivel nacional, el rango de edad es de los 15 a los 49 años de edad. En cuanto a los transportistas, deben tener un cuidado muy especial, porque exceden con facilidad los límites de velocidad, esta carretera es para circular a no más de 60 kilómetros por hora, pero detectamos unidades de 130, 140 hasta más km/h, en ocasiones es porque los choferes echan competencia por los pasajes”.

 

Datos

Por cada muerte por siniestro vial, deja al menos 2 personas con alguna discapacidad.

Los siniestros viales están dentro de las primeras 5 causas de muerte de niños de 5 a 9 años de edad.

El 60 por ciento de los siniestros viales que se registran en el estado de Oaxaca, ocurren en los municipios conurbados.

En el 40 por ciento de los accidentes, están involucradas personas que ingieren alguna sustancia como alcohol y otras drogas.

 

Ley que no se cumple,caduca

De acuerdo al Reglamento de la Ley de Transporte del Estado de Oaxaca que debería aplicar la Policía Vial Estatal, municipal o los mismos elementos de la Policía Federal, bajo la supervisión de la Semovi, en su Artículo 44, fracción III establece que los vehículos que se utilicen para prestar el servicio de taxi, deberán circular con un máximo de cinco personas incluido el conductor.

 

Relacionadas: