Apuesta por el diálogo director electo de la Facultad de Derecho de Oaxaca |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Apuesta por el diálogo director electo de la Facultad de Derecho de Oaxaca

El activismo al interior de la facultad afectó la imagen física e interna, afirma

Apuesta por el diálogo director electo de la Facultad de Derecho de Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

Después de una elección pacífica para elegir al director de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad Autónoma “Benito Juárez” de Oaxaca (FDSC-UABJO), Carlos Pérez Campos Mayoral, apostó por el diálogo y la academia como estrategias para recuperar la escuela que fue cuna de destacados personajes.

Aunque la gestión del docente e investigador de tiempo completo inicia el 13 de noviembre de este año, ya comenzó a tejer el pacto con los diversos grupos que operan al interior de Derecho, espacio que ha sido caracterizado por hechos vandálicos.

Entrevistado desde el Centro de Investigaciones Jurídicas de esta facultad que se encuentra en el centro, reconoció que el activismo al interior afectó la imagen física e interna, no obstante, en las aulas también se trabajan proyectos y hay docentes destacados.

“La Facultad de Derecho es más que sus problemas; para eso, estamos equilibrando con las diversas expresiones a fin de que se sumen a la estabilidad de la administración y el logro de consensos para el desarrollo”, indicó.

Carlos Pérez Campos tiene reconocimiento como docente con el “perfil deseable” de la Dirección de Educación Superior Universitario y será director del periodo 2019-2022.

En tanto, frente a los pasados conflictos y disputas que han llevado a la pérdida incluso del patrimonio de esta facultad, el director electo se mostró respetuoso, pero también, sin ser omiso ante las acciones que atenten contra la tranquilidad de catedráticos y universitarios.

“Se respetará cualquier expresión diferente siempre y cuando se dé en medio del respeto, porque ya se ha causado daño a esta facultad y no se permitirá que otras acciones radicales impidan el desarrollo”, mencionó.

Por ello, al grupo de profesores que estuvieron en la protesta pasada del grupo del exdirector Jesús Villavicencio, lo llamó a la reincorporación de sus actividades, dejar la etapa de discordia y abonar a la estabilidad de una escuela que tiene mucho que dar a la sociedad.

Hizo un recuento de que ya un 80 por ciento se sumó al llamado que hicieron por la unidad.

Actualmente la facultad tiene una matrícula de 4 mil 524 estudiantes, quienes se han visto afectados por las constantes protestas que se habían dado en años anteriores.

 

Relacionadas: