Aumenta dicotomía hasta 50% en 10 años |
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Especiales

Aumenta dicotomía hasta 50% en 10 años

Las prácticas que ponen en riesgo la vida de los pacientes Y que en México no son castigadas podrían haber aumentado hasta un 50% en una década

Aumenta dicotomía hasta 50% en 10 años | El Imparcial de Oaxaca

Datos

15

mil laboratorios operan en México.

250

laboratorios operan en Valles Centrales de Oaxaca.

A pesar de que pone en riesgo la salud de los pacientes, de acuerdo a los especialistas en temas de salubridad, en 10 años la práctica de la dicotomía habría aumentado hasta en un 50 por ciento en todo el país.

Entre el 2006 y 2008, cuando se intentó legislar para establecer la dicotomía como ilegal, al menos el 30 por ciento de los médicos y clínicas de laboratorios la practicaban, en la actualidad la práctica ha llegado a un 80 por ciento.

Dicotomía afecta la salud

De acuerdo a los especialistas que laboran en Laboratorios Galindo, la dicotomía afecta de distintas maneras, el segmento más afectado son los pacientes “porque cuando el médico recibe del laboratorio una “comisión”, que ni siquiera debería llamarse así, ese dinero tiene que salir de algún lado, o le cobran más al paciente o le bajan en el tema de calidad en el laboratorio”.

Explicaron que los laboratorios que se prestan a esta práctica, se ven obligados a “sacrificar” sus niveles de calidad “con reactivos de marcas no tan buenas o hacen las cosas de manera manuales en vez de hacerlas de manera automatizadas, en el mejor de los casos el paciente lo paga con precios más elevados”.

“Cuando se baja la calidad se afecta en la salud del paciente, el compromiso de los laboratorios de análisis clínicos del todo el mundo es apoyar en el diagnóstico al médico, cuando un laboratorio cae en prácticas de no calidad, lo que generan ya no son resultados que van ayudar al médico, sino lo van a confundir y en muchos casos en vez de orientarlo hacia el diagnóstico correcto, con base en los resultados se puede ir a otro lado y afecta en la calidad de atención que debe brindar al paciente”.

Competencia desleal

En empresas como Laboratorios Galindo con 47 años en el mercado oaxaqueño, tienen como carta de presentación la calidad, por ello los directivos señalan que la dicotomía, es algo que tienen que enfrentar día con día.

“Como en todas las áreas de la producción en México, en este caso nosotros nos enfrentamos a una competencia desleal, desde nuestros orígenes hasta el día que dejemos de operar, en Laboratorios Galindo no vamos a practicar la dicotomía porque la consideramos antiético”, expusieron los directivos de la empresa.

Mencionaron que cuando a un paciente lo obligan a ir a un laboratorio no por la calidad, “sino por la comisión que recibe el médico, lógicamente nos está afectando. Condicionan y obligan a los pacientes a acudir en ciertos laboratorios en lugar de que los laboratorios compitamos con niveles de calidad para ofrecer un mejor servicio, con resultados más exactos, más precisos. Tener que competir contra este tema no es fácil, es complicado”.

La práctica en Oaxaca

Explicaron que al llegar al mercado oaxaqueño, en los primeros años las invitaciones para incursionar en esta práctica eran frecuentes, “pero ahora ya no porque la respuesta es no, con muchísimo gusto podemos recibir a sus pacientes, los podemos atender, es más, si el paciente no puede pagar los estudios o requiere de descuentos, se los damos porque preferimos invertir en la atención del paciente que en verdad lo necesita, que en un médico que nos está pidiendo que comparta mis ingresos”.

De acuerdo a los especialistas, en Oaxaca se han detectado dos maneras de llevar a cabo esta práctica, “la primera es que el médico va y ofrece sus servicios y por cada paciente que envíe les dan un porcentaje que varía de laboratorio en laboratorio; la segunda, personal del laboratorio se acerca a los especialistas para ofrecerles ciertos porcentajes (de comisión).”.

Hasta hace una década, el porcentaje que recibían los médicos que practican la dicotomía, oscilaba entre el 10 y 15 por ciento, ahora puede llegar hasta el 30 por ciento de los costos de estudios de los laboratorios.

Dicotomía, signo de la corrupción

Quienes se oponen a esta práctica ancestral que afecta a los pacientes, aseguran que la dicotomía es signo de la corrupción que actualmente impera en México.

“Las cosas no van a cambiar si no empezamos con nosotros mismos, si como empresarios nos préstamos a los temas de corrupción. ¿Por qué van a cambiar los diputados, los senadores, los presidentes?, si nosotros como individuos no cambiamos, más arriba va ser difícil el cambio”.

Especialistas en el rubro de la salud hicieron un llamado a los empresarios del sector para implementar mecanismos de calidad suficientes para ofrecer un mejor servicio que incluyan los mejores resultados para el paciente, “y si no lo pueden hacer y prefieren practicar la dicotomía, mejor que se dediquen a otra cosa y no busquen otra manera de ingreso con temas no éticos”.

Crece de manera alarmante en otras áreas

En tanto los políticos como los legisladores locales y federales, se entretienen en temas del proceso electoral, la dicotomía crece de manera alarmante en otras áreas como en los estudios de rayos X y hemodiálisis.

Se ha detectado que ahora los médico envían recomendados a los gabinetes de hemodiálisis, “y lo envían no con el mejor sino con el que más dinero le contribuya, en lugar de disminuir está aumentando y se hace endémico en todo el país”, advierten los especialistas de Laboratorios Galindo.

Para saber

En Latinoamérica, México y Argentina son los dos únicos países donde esta práctica no se castiga, en el resto de los países quien lo práctica para poner en riesgo la salud de los pacientes son condenados incluso con penas de prisión y multas costosas.

 

Relacionadas: