En México abundan los centros comerciales
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología Viral Policiaca Cartones

Nacional

En México abundan los centros comerciales

En el país se contabilizan 738 centros comerciales que en promedio miden 28 mil metros cuadrados cada uno y este año se construirán 29 ‘malls’ más.

En México abundan los centros comerciales | El Imparcial de Oaxaca

MÉXICO.

El mercado mexicano se cataloga como un detonador del desarrollo de centros comerciales que, de acuerdo con expertos, se posiciona en los primeros lugares no sólo en América Latina sino en el mundo, y al cierre de diciembre de 2017 cuenta con 29 proyectos en construcción para operar este año.

De acuerdo con la directora general de investigación de mercados en CBRE México, Yadira Torres-Romero, los malls en construcción medirán en promedio 42 mil metros cuadrados, pero en conjunto suman un millón 200 mil.

Detalló que en el país se contabilizan 738 centros comerciales que en promedio miden 28 mil metros cuadrados cada uno, cifra superior a los 10 mil metros cuadrados que es la medida estandarizada para poder hacer comparaciones regionales. En conjunto, los mallsdel país suman casi 22 millones de metros cuadrados.

“Un dato interesante es que la Zona Metropolitana de la Ciudad de México posee 209 centros comerciales —6.2 millones de metros cuadrados—, y es la región del país que más tiene por obvias razones: la tercera parte de la población en México y el promedio de centros comerciales es de 30 metros”, refirió.

Recordó que de 2015 a la fecha las tasas de crecimiento anual en México han estado promediando entre 4.5 y 5 por ciento en materia de malls, y en 2018 de acuerdo con este listado de construcción crecerá otro 5 por ciento anual.

“México en los últimos tres años ha sido el rey de la construcción de nuevos centros comerciales”, indicó.

De acuerdo con información emitida a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) por algunas empresas, entre los seis proyectos más esperados para este año suman inversiones por 11 mil 70 millones de pesos.

Entre ellos están La Isla Mérida, Paseo Querétaro, Explanada Puebla y Pachuca, los cuatro de la empresa Gicsa; el centro comercial Sentura Tlalnepantla (Estado de México), de Iurbana en coinversión con Fibra Shop; The Harbor Mérida, de la desarrolladora inmobiliaria Thor Urbana Capital, la plaza comercial más grande del sureste mexicano y también está Parque Las Antenas, de Fibra Danhos, en la Zona Metropolitana de la Ciudad de México.

La directiva mencionó que además de Ciudad de México, se ha detectado en Guadalajara, Monterrey y Querétaro una oportunidad importante de desarrollo para este tipo de proyectos.

No obstante, refirió que llama la atención la cantidad de actividad que todavía muestran Mérida, León y Veracruz, principalmente, y esto habla de todas las ciudades emergentes con oportunidad de desarrollo para espacios comerciales.

“En el caso del corredor petrolero, donde están Mérida y Veracruz, te habla de cómo estas ciudades se empiezan a preparar para tener mejor infraestructura por la inversión que atraerá la reforma energética en los próximos años, y en el caso de León es ejemplo de todo el boom industrial y manufacturero que ha tenido la zona del Bajío”, consideró.

Competitividad mundial

Según Torres-Romero, en 2016 la ciudad que más centros comerciales desarrolló en el mundo fue Shanghái, seguida de Pekín y Ciudad de México, y su cercano competidor en el país fue Guadalajara y Monterrey. En tanto en América Latina, después de estas ciudades, sigue Sao Paulo, Buenos Aires, en Argentina, que han presentado un repunte.

Para el director general de JLL México, Héctor Klerian, el país continúa el crecimiento de plazas comerciales resultado de que aún se contabilizan menos metros cuadrados comerciales por personas.

“Sigue una tendencia a llenar espacios por demanda, pues entre más crecen las ciudades más se complica llegar al cliente por las cuestiones de tráfico y esto ocasiona que busque centros —de consumo— más cercanos”, consideró el directivo.

Si bien dijo que aún falta detonar el desarrollo de centros comerciales regionales, sí existe una creciente tendencia de centros comerciales de entretenimiento y de servicios donde Estados Unidos es ya un ejemplo.

“Esto está pasando mucho con estos conceptos, también en México, como lo son Portal San Ángel y Patio Pedregal, donde existen centros comerciales anclados por un supermercado, servicios, bancos y tintorerías, entre otros, para dar servicio a la población”, detalló Klerian.

Según el estudio La industria minorista en 2018 en el mundo: un sector dinámico y vibrante, elaborado por la consultora Lizan Retail Advisors, los desarrolladores de centros comerciales en Estados Unidos han tenido que reinventarse e incluso cambiar de marcas y estrategias para mejorar y adaptarse a los cambios en el mercado.

“El servicio de comida y bebidas ha aumentado de 5 a 10 por ciento en los últimos diez años”, detalla el estudio.

Formato pequeño

La directiva de la consultora CBRE México sugiere que las tendencias de cómo se construyen los centros comerciales se observan a simple vista por el tamaño y su oferta, los llamados lifestyle center, que si bien se construyen más grandes, son más de entretenimiento, que va ligado a los cambios demográficos en el país.

“Este desarrollo de los centros comerciales obedece a cómo van emergiendo las ciudades, por ejemplo, hace 10 años nadie se hubiera imaginado el boom automotriz en la zona del Bajío, fenómenos económicos que están jalando los centros comerciales”, destacó.

Al respecto, Klerian manifestó que ya no es posible, principalmente en la Ciudad de México, conseguir espacios para grandes centros, además de que son costosos, y por la creciente migración de compra al e-commerce.

Por tanto, debido a la saturación del suelo en las grandes ciudades, los desarrolladores cada vez tienen que conocer estudios de mercado para una correcta colocación de su producto o prototipo de centros comercial.

“Se deben apegar a la necesidad que tenga la población a la que van a dar servicio, y antes esto no pasaba; hay que estar más pendientes del comercio electrónico que sí está afectando a algunos centros comerciales en países como Estados Unidos y pronto será un fenómeno que pase en México”, indicó.

Por lo anterior, Klerian sostuvo que prevé una saturación de centros comerciales en el mercado, tanto por la saturación como por el impacto del comercio electrónico.

“Pero los centros comerciales en todo el mundo no son solo centros comerciales, sino lugares de encuentro para sus respectivas comunidades, por lo tanto, no pueden desaparecer. Los centros comerciales están evolucionando con la adición de más alimentos, entretenimiento, servicios, gimnasios y otros usos como hoteles, clínicas, oficinas, residencias y escuelas”, contrastó el documento Lizan Retail Advisors .

Ante estos fenómenos, destacó que los desarrolladores, una vez que se tiene un proyecto rentado, tienen alternativas como los fideicomisos de infraestructura y bienes raíces (Fibra), que son instrumentos que cotizan en la BMV y que pueden ser un vehículo de financiamiento para generar otros espacios, y es lo que actualmente ha permitido que este sector se esté desarrollando de forma  positiva.

En relación con la posible afectación al sector por los sismos de septiembre pasado, la directora de CBRE México indicó que hasta la fecha las construcciones en proceso continúan con normalidad, por lo que muchos proyectos comenzarán a ser entregados en el primer trimestre de este año.

Cambios en EU

Los desarrolladores de centros comerciales en Estados Unidos han tenido que reinventarse e incluso cambiar de marcas y estrategias para mejorar y adaptarse a los cambios en el mercado: Lizan Retail Advisors.

“En este proceso, las tiendas de moda y ropa han reducido significativamente su superficie y en algunos casos están siendo reemplazadas. En el segmento de la moda disminuyeron de 70 a 50 su presencia en los malls.”