Urge ordenamiento vial en Teotitlán de Flores Magón, Oaxaca | Los Municipios
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Los Municipios

Urge ordenamiento vial en Teotitlán de Flores Magón, Oaxaca

Denuncian vecinos API-CTM deciden quienes pueden prestar el servicio público

Urge ordenamiento vial  en Teotitlán de Flores Magón, Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

San Juan Bautista Cuicatlán, Oaxaca

Ante la anarquía que se viven en el municipio de Teotitlán de Flores Magón donde las organizaciones sociales API-CTM deciden quienes pueden prestar el servicio público, esto sin contar con los permisos correspondientes de la Sevitra, dependencia estatal que sólo es figura decorativa en esta población entendiendo que las presidencias municipales no están facultadas para otorgar permisos o realizar estudios de factibilidad para ingresar nuevas unidades de motor en su modalidad de taxis, moto taxis o camionetas de pasaje y carga.

Desafortunadamente, el titular de la Secretaría de Vialidad y Transporte Francisco Javier García López ha sido omiso ante el reclamo constante de diferentes sectores de la población, quienes exigen poner orden y aplicar la ley, el no permitir que líderes sociales lucren con este servicio y afecten al transporte concesionado, quienes tienen aún la confianza y esperanza en sus autoridades estatales, las cuales con el transcurrir de los días, dejan descontento e irritabilidad al mantenerse en parálisis total. Los denunciantes aclararon que se han registrado hechos de violencia que esperan ser resueltos por el titular de la Sevitra y director de la Policía Vial Estatal, José Guzmán Santos.

“Que se viva una tragedia para entonces si intervenir, un claro ejemplo de cómo se reparten espacios en el transporte público es el ingreso en días recientes de 5 moto taxis pertenecientes a la Asamblea de los Pueblos Indígenas (API) “Sitio Emiliano Zapata” las autoridades estatales conocen del problema, pero pretenden mantenerse a ciegas, sordas y mudas”, concluyeron.

Relacionadas: