Persiste calima en Valles Centrales de Oaxaca |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Persiste calima en Valles Centrales de Oaxaca

Siguen activos al menos una decena de incendios forestales en diferentes partes del estado

Persiste calima en Valles Centrales de Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

Luego de que en la Ciudad de México se diera un alto registro en la mala calidad del aire como consecuencia de la contaminación y los incendios forestales que se mantienen en la zona, en la entidad oaxaqueña no existe el riesgo de llegar a ese nivel de acuerdo a las autoridades de protección civil.

Aunque el fenómeno meteorológico llamado calima se mantiene en la entidad desde hace varias semanas, sobre todo en los Valles Centrales, Oaxaca no podría presentar alguna contingencia ambiental como si se tendría en la capital del país.

El meteorólogo de la Coordinación Estatal de Protección Civil de Oaxaca (CEPCO), Cutberto Ruiz Jarquín, explicó que la calima en Oaxaca es “la presencia de partículas microscópicas en la atmósfera que están compuestas de cenizas producto de incendios forestales, así como por arena, polvo, materias fecales, entre otros aspectos contaminantes”.

Pese a que el número de incendios en Oaxaca ha disminuido en los últimos días, a la fecha 10 se mantienen activos y el cielo aún presenta un aspecto opalescente.

El meteorólogo de la CEPCO explicó que la entidad registra calima tipo A, cuando en ciudades con mayor población y alto índice de contaminantes se presenta la calima tipo B, por los efectos que se tienen también de los incendios.

En la entidad oaxaqueña la calima aún se mantiene porque no hay humedad relativa, se tienen altas temperaturas y al menos una decena de incendios forestales en diferentes partes del estado.

A diferencia de la Ciudad de México, la calima en Oaxaca no ha generado hasta el momento daños a la salud a los habitantes, pero algunos podrían presentar ardor en los ojos o complicaciones si tuvieran asma.

La calima suele aparecer en los meses de marzo y abril, cuando se agudizan los incendios forestales. El año pasado, Oaxaca no presentó este tipo de fenómenos naturales, porque el número de incendios fue menor que en este 2019.

 

Relacionadas: