Juchitecos viven con fervor la Cuaresma
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Istmo

Juchitecos viven con fervor la Cuaresma

Realizan actividades del segundo viernes aun sin tener iglesia

  • Juchitecos viven con fervor la Cuaresma
  • Juchitecos viven con fervor la Cuaresma
  • Juchitecos viven con fervor la Cuaresma
  • Juchitecos viven con fervor la Cuaresma
  • Juchitecos viven con fervor la Cuaresma
  • Juchitecos viven con fervor la Cuaresma

Los Juchitecos viven con gran fervor las actividades propias de la Cuaresma, el misticismo y sincronismo religiosos de la fe católica hace que cada viernes se reúnan para conmemorar el tiempo litúrgico de conversión, que marca la iglesia para prepararnos a la gran fiesta de la Pascua, sin importar que el terremoto del pasado 7 de septiembre, los haya dejado sin iglesias.

“Sabemos que Juchitán está de luto, pero la fe nos está levantando, estamos resurgiendo entre los escombros, necesitamos estar unidos como hermanos sin distinción de credo, tenemos que aceptar acercarnos más a Dios”, indicó Aurelia Figueroa de Tapia, una de las feligreses que acudió a esta celebración.

Explicó que debido al fatídico terremoto del pasado 7 de septiembre, la iglesia del Señor de la Piedad ubicada en la esquina de las calles Hidalgo y 2 de Abril sufrió graves daños en su estructura, por lo que tuvieron que trasladar las imágenes religiosas a otro lugar.

Señaló que en las instalaciones del Colegio de Estudios Superiores y de Especialidades del Estado de Oaxaca (Ceseeo) les habilitaron un lugar como sede alterna en donde tuvieron que llevar a cabo las actividades del segundo viernes de Cuaresma.

Ahí frente al edificio, en la calle, tuvieron que celebrar esta fecha litúrgica, instalando los puestos de duces tradicionales como camote, chilacayota, estorrejas, jicacos, además de las famosas regañadas, tamales de iguana, garnachas, pollo garnachero, y otros alimentos que se expenden durante la celebración.

“Hasta el momento no hay nada de la reconstrucción de la capilla, ha venido el INAH, pero no han dicho nada, sabemos que son más de 6 mil iglesias con daños, en Juchitán iniciarán con la iglesia de San Vicente Ferrer, esta no sabemos cuándo, tal vez nos toque en dos o tres años”, comentó Aurelia Figueroa de Tapia.

Mencionó que la fe de la gente no se ha perdido, “pues este terremoto los hizo más fuertes, estamos acercándonos más a Dios y si nos dio esta oportunidad de vivir y disfrutar, pues debemos hacerlo, por eso hoy estamos en esta celebración del segundo viernes de Cuaresma del Señor de la Piedad”.

“Esperamos que la gente se acerque, que venga a participar con nosotros, que no se olviden de las tradiciones y más que nada para levantar a Juchitán, que esta triste, por eso hay que echarle ganas, ser valientes, ser guerreros y demostrar que, si se puede, Dios nos va a dar fuerza para salir adelante”, apuntó.

Y es que a casi seis meses del terrible sismo de magnitud 8.2 que sacudió al Istmo, en Juchitán la reconstrucción va muy lenta, las calles están llenas de escombros y material de las casas, aún hay un sin número de casas en espera de ser demolidas, situaciones que hacen que la población se sienta por momentos triste y deprimida, por lo que estas celebraciones de Cuaresma pueden ser un alivio para quienes acuden con la esperanza de un mejor mañana.

Las personas con fe acuden al improvisado altar, para pedir protección, salud y mejores condiciones de vida, ahí las gentes toman ramas de Eneldo revueltas con flores de Guie Chachi y pétalos de rosas para pasársela por el cuerpo (Sobar) y pedir protección para los niños y salud para los enfermos.

Durante la noche se escuchan las notas de la banda con algunos sones regionales, boleros y por momentos música sacra para amenizar la celebración, mientras las familias, conviven entre los puestos, disfrutando de los dulces y alimentos, mientras platican sus experiencias.

 

 

Relacionadas: