El Papa ordena que el Vaticano deje de vender cigarrillos | Internacional
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Internacional

El Papa ordena que el Vaticano deje de vender cigarrillos

‘El motivo es muy simple: la Santa Sede no puede cooperar con una práctica que perjudica claramente la salud de las personas’, explicó

El Papa ordena que el Vaticano deje de vender cigarrillos | El Imparcial de Oaxaca

CIUDAD DEL VATICANO

Por orden del Papa Francisco, a partir del año 2018 las tiendas y los negocios ubicados dentro del territorio del Estado Vaticano dejarán de vender cigarrillos a sus empleados, informó el portavoz de la Santa Sede, Greg Burke.

El motivo es muy simple: la Santa Sede no puede cooperar con una práctica que perjudica claramente la salud de las personas”, explicó en una declaración oficial.

Agregó que, según la Organización Mundial de la Salud, cada año el tabaco es la causa de más de siete millones de muertes en todo el mundo.

A pesar de que los cigarrillos vendidos, a precio descontado, a los empleados y pensionistas del Vaticano sean una fuente de ingresos para la Santa Sede, ningún beneficio puede ser legítimo si pone en peligro la vida de las personas”, añadió.

Hasta ahora, era una costumbre entre los trabajadores vaticanos la compra de cartones de cigarrillos de diversas marcas del mundo tanto en el supermercado de la Santa Sede, conocido como la “Annona”, como en otros puntos de venta ubicados dentro de los Jardines Vaticanos.

Aunque sólo los empleados con credenciales oficiales tienen acceso a esos negocios, es por todos conocidos que muchos de ellos adquirían los cigarrillos para terceras personas fuera de la Santa Sede aprovechando el conveniente precio libre de impuestos.

Incluso, entre las políticas internas del Vaticano está considerado que uno de los beneficios para los cardenales que prestan servicio en la Curia Romana es el derecho a una cantidad fija de cartones de cigarrillos.