Evita que los niños se pierdan en la playa; sigue estos consejos |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Familia

Evita que los niños se pierdan en la playa; sigue estos consejos

Los especialistas suelen recomendar extremar las precauciones y seguir varias pautas, para que la pérdida de un menor quede en un susto.

Evita que los niños se pierdan en la playa; sigue estos consejos | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet.

Con la llegada del verano, la afluencia de turistas a las mismas zonas y la masificación de las playas, llega la preocupación por los menores. Asistir a determinados sitios puede ser un riesgo para ellos, ya que es complicado no perderles de vista.

Por eso los especialistas suelen recomendar extremar las precauciones y seguir varias pautas con los niños antes y ofrecen claves para que la pérdida de un menor quede en un susto.

Cruz Roja registra miles de desapariciones de menores cada año. Afortunadamente, la mayoría quedan en anécdota.

Pero aunque tienen final feliz, hacen pasar un mal rato tanto a los pequeños como a los padres. Con el inicio de las vacaciones y con las playas españolas saturadas—donde pueden llegar a producirse diez pérdidas diarias—hay que tener en cuenta varios factores.

Los europeos más despistados

Según un estudio de Jetcost publicado en 2018, el 25% de las familias españolas reconocen perder de vista a los niños, siendo el país europeo donde más sucede en un estudio realizado con padres británicos, italianos, alemanes, portugueses y franceses.

Entre los lugares donde más se producía eran las playas además de piscinas, centros comerciales, parques de atracciones y hoteles.

En cuanto a cómo los buscaron, el 75% respondieron que habían pedido ayuda a otros amigos o familiares, en un 49% a desconocidos y solo en el 12% de los casos habían alertado a la policía.

El 48% de los que no llamaron a emergencias explicaron que se debía a la “vergüenza” de comunicarlo.

Claves para no perderlos

Los expertos llevan años alertando sobre el “síndrome del niño perdido” y la necesidad de establecer claves para evitarlo:

Dar una charla sobre seguridad eligiendo un punto de reunión visible y reconocible para el menor.
Que aprenda su nombre y apellidos aunque sea muy pequeño. Es información muy útil para los socorristas ya que suelen encontrarlos presos del miedo.
Memorizar el camino de la playa a casa.
No perder el contacto visual.

Cómo actuar ante la emergencia

Cada temporada, Cruz Roja registra unas 2.000 desapariciones. ¿Qué hay que hacer si perdemos de vista al niño?

  1. Acudir al equipo de salvamento para dar indicaciones sobre el menor: nombre, edad, ropa, características y cualquier detalle que pueda ser útil. Es el mismo procedimiento que si encontramos a un niño perdido.
  2. Un familiar debe quedarse junto a la toalla por si el niño recuerda la forma de regresar.
  3. Buscar al menor en dirección del oleaje primero y en dirección contraria al viento después, ya que inconscientemente buscan el contacto de la brisa porque reduce la ansiedad.
  4. Llamar a emergencias. El protocolo establece la acción de los socorristas primero, que advierten a los padres por megafonía. Si en una hora no se han encontrado, se avisa a los servicios de emergencias. Normalmente para entonces ya ha aparecido.

En los últimos años han proliferado los aparatos tecnológicos que pretenden facilitar esta búsqueda. A través de pulseras, apps, dispositivos electrónicos o códigos QR que se encuentran fácilmente en las páginas de compra de Internet, numerosos padres han decidido dar este paso que ayude en una hipotética pérdida.

Otros son más ingeniosos. El pasado mes de enero, en un vídeo viral en Instagram, se mostró un mecanismo que cada vez se utiliza más. Subieron a la niña a hombros mientras el resto de la gente a su alrededor aplaudía para hacer ruido. Así dieron con su madre, que se fundió en un abrazo con ella entre lágrimas.