Quantcast

Especiales

Le sonríen a la vida

Sherllyn tenía tan sólo 3 años cuando le diagnosticaron leucemia linfoblástica aguda, tras vivir una larga osadía su historia tuvo un final feliz
por Sayra Cruz

Fotos: Adrián Gaytán

Sherllyn es una sobreviviente de leucemia linfoblástica aguda. A los 3 años le diagnosticaron el mal y después de múltiples quimioterapias, plegarias y cuidados de sus seres queridos, logró vencer al cáncer.

Periódicamente a la pequeña Sherllyn le realizan estudios de sangre para cerciorarse de que todo está bajo control y que el mal no ha regresado.

La menor tiene siete años y pese a los amargos episodios que ha vivido demuestra su entereza en todos los sentidos, Sherllyn cursa el segundo grado de primaria y está en el cuadro de honor, ayer participó en el evento organizado por los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO) y organizaciones civiles por el Día Internacional de Lucha contra el Cáncer Infantil.

La mamá de Sherllyn, Mayra González contó que en el 2013, su hija comenzó a presentar síntomas como dolor de huesos, puntos en la piel, cansancio, sudoración y fiebre, sus padres al percatarse de lo sucedido la llevaron al médico. Después de varios diagnósticos y de un espirado de médula le confirmaron que lo que tenía la menor era leucemia.

"Fue algo muy fuerte, yo pensé que mi hija se me iba a morir en el tratamiento porque veía a los niños que llegaban mal, me tocó ver muchos fallecimientos y es algo que trauma", confió la señora que vive en Tiracoz, Cuilápam de Guerrero.

Aunque el tratamiento es caro, el Seguro Popular le cubre las quimioterapias, mientras que para las comidas y pasajes, los familiares reciben apoyos de estancias como la Casa de la Amistad, la Asociación Mexicana de Ayuda a Niños con Cáncer (AMANC), Efecto Mariposa, entre otras.

Después de llevar a cabo las quimioterapias, el proceso de recuperación consiste en una vigilancia extrema, alimentación balanceada, exámenes médicos mensuales y se le pide a los padres estar alertas ante cualquier síntoma.

"Por una parte estoy aliviada porque no veré que a mi hija le realicen esos procedimientos, pero por otro lado, tengo miedo de que regrese el cáncer. Cada que nos entregan un análisis pido a Dios que todo esté bien", dijo Mayra.

La madre de Sherllyn aconsejó a quienes viven un contexto similar "a los papás que enfrentan esta situación hay que decirles que no decaigan que no abandonen el tratamiento, porque esta es la causa de la muerte del menor".

Ayer los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO) y otras instituciones como AMANC y Casa de la Vida conmemoraron el Día de Lucha contra el Cáncer Infantil con payasos y una función de teatro.

Al evento llegó un centenar de menores acompañados de sus padres y familiares para sonreírle a la vida por estar luchando contra cualquier tipo de cáncer.

El jefe del departamento de Infancia y Adolescencia, Sergio Enrique Apolinar Rabanales, resaltó que en el Hospital de la Niñez Oaxaqueña y en el Hospital Civil informan a los familiares de los síntomas y signos de alarmas para la detección oportuna de la enfermedad.

Para fortalecer la actividad participaron padres de familia y cuerpo médico.

El funcionario aseguró que con el trabajo coordinado que realizan ayudan a disminuir las muertes a causa del cáncer .

Durante el 2016 se registraron 91 nuevos casos y no hubo decesos. "Tenemos muchos pacientes en control y estamos buscando fortalecerlos con tratamientos médicos", indicó.

Apolinar Rabanales indicó que hay mayor esperanza de vida porque existe un seguimiento y con ello, un efectivo tratamiento.

En tanto, ligó que el aumento de los casos se refiere a que existe una búsqueda intencionada en menores de 18 años.

Los SSO reportaron que las edades con mayores reportes van de 4 a 6 años y de 14 a 16 años.

Datos

  • 91 nuevos casos de cáncer en el 2016

  • 5 mil nuevos casos se diagnostican cada año a nivel nacional

  • 18 mil niños están en tratamiento

  • 51.7% pronostico de sobrevivencia en tratamiento

  • cada 4 horas muere un niño a causa del cáncer