Gastos hormiga, los peores para el bolsillo | Economía
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Economía

Gastos hormiga, los peores para el bolsillo

Gastos que regularmente se consideran insignificantes, como el café de las mañanas o las propinas, afectan la economía y pueden representar hasta 12% del salario mensual, según la Condusef.

Gastos hormiga, los peores para el bolsillo | El Imparcial de Oaxaca

Las pequeñas fugas de dinero llamadas “gasto hormiga” pueden representar hasta 12 por ciento del salario mensual, de acuerdo con la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

En su cuenta de Twitter, el organismo destacó que estos pequeños gastos que regularmente se consideran insignificantes, afectan de manera importante la economía sin darse cuenta, el café de las mañanas, los cigarros, la propina, unas cervezas, se convierten en dinero que podría ocuparse para algo más útil.

Con el fin de desaparecer dicho hábito, la Condusef sugirió aprender a ser precavido con los gastos y apoyarse en un presupuesto que ayude a administrar los recursos de manera eficiente para llevar un mejor control de ingresos y egresos.

Lo primordial, reseñó, es detectar aquellos gastos innecesarios, como el retirar dinero de cajeros automáticos de instituciones ajenas, pagar tarjetas en tiendas que cobran comisión, planes de celular y televisión de paga o pagos a meses.

Utilizar el transporte público reduce gastos de estacionamiento, gasolina, parquímetros, franeleros y contribuye al medio ambiente, apuntó.

En cuanto a tecnologías, las apps de moda ofrecen servicios con un costo extra, es mejor verificar si dentro del presupuesto se puede solventar un gasto mensual de este tipo o si es mejor prescindir de ellos.

Ante dichas situaciones, la Comisión dijo que hacer un presupuesto determina cuánto tienes y a partir de esa cantidad se puede establecer necesidades comenzando por las prioritarias y distribuir los ingresos de forma equilibrada.

En caso de enfrentar un gasto inesperado, es necesario reorganizar el presupuesto y volver a establecer prioridades, además de tratar de reducir los que se considere menos necesario para mejorar las finanzas personales y evitar daños a la cartera, finalizó.