Cianuro podría ser el elemento clave en el origen de la vida |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Ciencia

Cianuro podría ser el elemento clave en el origen de la vida

El cianuro es culturalmente asociado con el veneno, pues es mortal para los humanos. Sin embargo, es esencial en las moléculas necesarias para la vida.

Cianuro podría ser el elemento clave en el origen de la vida | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet.

Investigadores de la NASA descubrieron un fenómeno inusual que podría ser clave para descifrar el origen de la vida: compuestos de hierro, cianuro y monóxido de carbono en meteoritos.

Estos compuestos son parecidos a las hidrogenasas, unas enzimas que proveen energía y permiten a las bacterias desarrollarse. Es posible que estuvieran presentes incluso antes de que comenzara la vida en la Tierra, en una época de constante lluvia de meteoritos.

COMPUESTOS DE LA VIDA

El cianuro es culturalmente asociado con el veneno, pues es mortal para los humanos. Sin embargo, es esencial en las moléculas necesarias para la vida.

Está involucrado en la síntesis de compuestos orgánicos (contienen carbono), componentes básicos de las proteínas y los ácidos nucleicos presentes en todas la formas de vida.

Debido a ello, en la investigación desarrollaron métodos para extraer y medir rastros de cianuro en los meteoritos. Los resultados arrojaron que sólo un grupo de meteoritos contiene el compuesto: las condritas carbonáceas.

Entonces, ¿la vida surgió a través de procesos químicos de naturaleza biológica o no biológica?

Las similitudes encontradas apuntan a procesos no biológicos que podrían haber creado moléculas, las cuales su vez contribuyeron a la aparición de la vida.

La similitud entre las hidrogenasas y el compuesto de cianuro y monóxido de carbono unido al hierro es sorprendente. Por lo que, los investigadores seguirán buscando la conexión entre ellos.

Es posible que los compuestos hayan servido como precursores de sitios activos de hidrogenasas miles de millones de años atrás.

De acuerdo a Jason Dworkin, coautor del estudio, es probable que el asteroide Bennu, orbitado por la sonda OSISRIS-REx, también esté relacionado con las condritas carbonáceas.

Por ello, cuando lleguen las muestras de Bennu a la Tierra en 2023, espera estudiar la relación entre ambos objetos para tener una visión más completa del fenómeno.

 

Relacionadas: