Antepasados de los canguros tenían capacidad de saltar
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Ciencia

Antepasados de los canguros tenían capacidad de saltar

El origen de la habilidad de los canguros para brincar ha desconcertado durante muchos años a los científicos.

Antepasados de los canguros tenían capacidad de saltar | El Imparcial de Oaxaca

Los canguros comenzaron a dar saltos mucho antes de lo que se pensaba.

Fósiles desenterrados en la localidad de Riversleigh, en el estado de Queensland, en Australia, indican que un marsupial pariente de los canguros actuales ya saltaba hace 20 millones de años.

El origen de la habilidad de los canguros para brincar ha desconcertado durante muchos años a los científicos.

Y uno de los motivos es que no se conocían fósiles de canguros de más de dos millones de años.

Pastizales
Una de las teorías que se manejaba hasta ahora es que los canguros evolucionaron desde animales que caminaban a marsupiales que comenzaron a mantenerse erguidos y desplazarse a saltos.

El factor clave en esa evolución, según se pensaba, fue un cambio en el clima.

Australia fue más húmeda en el pasado, con abundantes bosques. Pero muchas de sus regiones pasaron a estar cubiertas por grandes extensiones de pastizales.

En ese nuevo paisaje, mantenerse erguido y desplazarse a saltos pasó a ser una técnica exitosa, de acuerdo con esas interpretaciones.

Sin embargo, los huesos hallados en Riversleigh sugieren una historia diferente.

Primos extintos
Investigadores del Museo Sueco de Historia Natural y de la Universidad de Uppsala analizaron los fósiles y encontraron indicios de que el salto habría comenzado mucho antes de que las praderas cubrieran gran parte de Australia.

Los fósiles hallados en Riversleigh pertenecieron a una especie de marsupial llamada balbárido, que se extinguió hace entre 10 y 15 millones de años.

Estos primos extintos de los canguros actuales podían saltar, caminar en cuatro extremidades y escalar árboles.

Los fósiles ofrecen “una de las pocas ventanas hacia la evolución de los canguros en Australia”, señaló Benjamin Kearn, investigador de la Universidad de Uppsala y uno de los autores del estudio publicado en la revista Royal Society Open Science.

Si la teoría de los pastizales no es correcta, será necesario determinar qué otros factores pudieron haber impulsado la evolución del salto.

De lo que no cabe dudas es de la utilidad de esta estrategia de movimiento.

“La evolución condujo a un animal extremadamente exitoso, magníficamente adaptado a su entorno y a una gran variedad de hábitats y ecosistemas”, afirmó Kear.

“El canguro es uno de los animales biológicamente más extraños y maravillosos que puedes encontrar”.

 

 

Relacionadas: