Los trabajos que hacen engordar más según la ciencia |
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Ciencia y Salud

Los trabajos que hacen engordar más según la ciencia

Tienen características que favorecen el sobrepeso y la obesidad

Los trabajos que hacen engordar más según la ciencia | El Imparcial de Oaxaca

Un nuevo reporte del Instituto Médico Europeo de la Obesidad (IMEO), alerta que hay trabajos que hacen engordar más que otros y que todos tienen algunas características en común que favorecen el sobrepeso y la obesidad.

Trabajos que hacen engordar
Según los expertos, las profesiones que más engordan son aquellas que llevan a cabo los militares, el personal de seguridad, los camioneros, cocineros, manipuladores de alimentos y los oficinistas.

Los expertos indican que estos trabajos que hacen engordar, tienen en común factores como un espacio de trabajo reducido que limita la movilidad, falta de actividad física regular, exceso de hábitos poco saludables como fumar, dormir poco y trabajar bajo presión o estrés.

También hay una alimentación a base de menús suculentos, especialmente de comida rápida, bocadillos y frituras, además de que se acostumbra picar entre horas y usar el tiempo libre para actividades sedentarias.

Poco tiempo para comer y ejercitarse
Para los militares, los horarios inestables, con turnos de día y de noche, así como el poco tiempo para cocina y el estrés físico y emocional que sufren, son causa de modificaciones en el metabolismo.

“Son profesiones sometidas a una continua presión y estado de alerta que puede derivar en mayor ansiedad por la comida, conduciendo a una sobreingesta, tanto en cantidad como en calorías”, advierte la nutricionista clínica del IMEO, Carmen Escalada.

En el caso de los que se dedican a cocinar o a manipular alimentos, son más susceptibles a la obesidad debido a que manipulan, cocinan, huelen, saborean y prueban su platillo final, lo que favorece la ansiedad por picotear entre horas.

Por su parte, los camioneros y de servicios de transporte, tienen poco tiempo para comer y para realizar actividades físicas.

La naturaleza de su profesión los obliga a estar sentados por muchas horas, lo que causa que su tasa metabólica disminuya con la edad, incrementando su peso y grasa corporal.

Los oficinistas comparten un problema fundamentalmente de horarios, ya que no tienen un tiempo ni un lugar específico para comer.

“La mayoría realiza un desayuno mínimo que puede constar de un café simplemente, a media mañana otro café junto con picoteos, seguido de un sándwich o una ensalada y al llegar a casa tienen un hambre voraz aunada a ansiedad, que los lleva a devorar la nevera entera”, explica Mireia Elías, nutricionista del IMEO.

Así que si estás en alguna de estas profesiones, lo mejor es que apliques algunos trucos, como llevar contigo siempre un snack saludable, caminar tanto como te sea posible y si tienes que comer en la calle, elige opciones caseras.

 

Relacionadas: