Tiliches de Putla contagian su carnaval |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Arte y Cultura

Tiliches de Putla contagian su carnaval

La Hemeroteca Pública Néstor Sánchez alberga una exposición sobre este personaje icónico de la región Mixteca

  • Tiliches de Putla  contagian su carnaval
  • Tiliches de Putla  contagian su carnaval

En el imaginario común, un tiliche es un objeto de poco valor o incluso inútil; también, un retazo de tela sobrante e inservible. Pero en el estado de Oaxaca, resulta ser todo menos ello. Fiesta, color, algarabía, baile e identidad se reúnen en esta palabra y personaje icónico que baila al ritmo de chilenas y otras músicas tradicionales de la entidad. Aquel personaje que encarna a un anciano porta una camisa y pantalón hechos con trozos de tela que al moverse y bailar da la impresión de flotar.

Originario de Putla Villa de Guerrero, una comunidad de la Mixteca, que colinda con las regiones Sierra Sur y Costa, el tiliche es un “viejito” con máscara de estropajo (a veces de piel de conejo, chivo o borrego) y cejas, bigotes y barba de mecate. Lleva, además, un sombrero de palma o petate y un bule. En los últimos años, se ha convertido en el alma del carnaval que se vive año con año en este pueblo que para sus fiestas y debido a cierto aislamiento tuvo que echar mano de los materiales a la mano para sus disfraces.

Ahora, y con las innovaciones hechas para la festividad que ocurre entre los meses de febrero y marzo, los tiliches comienzan a tener otras expresiones. Desde taparroscas de botellas de PET pasando por anillas de latas de aluminio hasta trozos de mecate plástico o esferas de palma, el tiliche se muestra en todo su esplendor, pero siempre con ese rostro de anciano que baila al ritmo de chilenas o sones y entre una lotería humana o personajes que encarnan a chicatanas y pericos.

Como parte de las fiestas de “Julio, mes de la Guelaguetza”, una exposición de sobre los tiliches se presenta del 18 al 30 de julio, en el pasillo de la Hemeroteca Pública de Oaxaca Néstor Sánchez Hernández. Ubicada en el Centro Histórico de la capital, la muestra reúne a siete trajes de tiliches presentados en el reciente Carnaval Putleco. También, algunas fotografías de tales personajes.

“Nos hemos dado cuenta de que el tiliche ha sido uno de los trajes que más ha tomado notoriedad en los últimos años en la Guelaguetza. Históricamente, se asociaba a Oaxaca con el traje de la tehuana, del Istmo de Tehuantepec, o el danzante de la Pluma (de Valles Centrales), pero nos causa mucha sensación que el tiliche cobre más relevancia”, señala Alejandro Rivera, de la Secretaría de las Culturas y Artes de Oaxaca, sobre este personaje que incluso es la imagen de la Feria Guelaguetza, una de las propuestas de la edición 87 de “Julio, mes de la Guelaguetza”.

Ahora, los tiliches no son sólo de trapos o retazos de tela, sino de papel, palma, taparroscas de PET o mecate.

La exposición se realiza en colaboración con autoridades de Putla Villa de Guerrero, comunidad donde convergen las etnias triqui, mixteca y náhuatl, y que tuvo su primera participación en las fiestas de Guelaguetza en 1977.