Resistencia cultural contra la “Guelaguetzificación” | Arte y Cultura
Última Hora Especiales Videos

Arte y Cultura

Resistencia cultural contra la “Guelaguetzificación”

Tres fotógrafos de tres etnias de Oaxaca recrean el ritual, ceremonia, frenesí y estallido que se percibe en las celebraciones de sus comunidades

  • Resistencia cultural contra la “Guelaguetzificación”
  • Resistencia cultural contra la “Guelaguetzificación”
  • Resistencia cultural contra la “Guelaguetzificación”

Para el investigador Abraham Nahón, en las sociedades latinoamericanas la fiesta puede pensarse como una de las experiencias “en ruptura” con el tiempo productivo, cotidiano y normalizador, como, dice, lo analizó el pensador Bolívar Echeverría.

“Pero también, puede ser ritual, ceremonia, frenesí y estallido que convoca, en una temporalidad singular, la reciprocidad y ayuda mutua”, agrega Nahón, quien por varios años ha dedicado sus esfuerzos al estudio y análisis de la imagen, el arte y la cultura en Oaxaca.

Esas cualidades vistas por Nahón pueden percibirse en el trabajo de tres fotógrafos de tres etnias distintas de Oaxaca: Octavio López (zapoteco, de San Andrés Zautla), Eleuterio Xagaat (chinanteco, de Rosario Temextitlán) y Conrado Pérez (mixe, de Tamazulápam del Espíritu Santo).

Ellos, además de capturar los rituales de las fiestas de sus pueblos, han ejercido varios cargos de responsabilidad y ofrecen una mirada desde dentro para enriquecer la fotografía, una distinta a la hecha por visitantes o fotógrafos extranjeros.

Este sábado, los tres inauguraron una exposición titulada La Fiesta, siguiendo las líneas de Abraham Nahón, “la fiesta comunitaria revela una organización social y una atmósfera distintas a esa ‘guelaguetzificación’ de la vida artística y cultural que, de manera oficial y mediática, promueve una imagen superficial de una entidad intemporal, idílica y petrificada”.

Y es que ellos, como fotógrafos, llevan alrededor de 10 años registrando las fiestas propias de sus comunidades, en donde se venera a diferentes santos patronos, expresa Judith Romero, cofundadora de la galería fotográfica Resplandor.

La muestra comprende 14 imágenes de fiestas de las comunidades de los fotógrafos, como el Carnaval de la Chinantla Alta, que se celebra en febrero; la fiesta patronal de Santa Rosa de Lima, en agosto, y la tradición de las escoletas municipales en la zona mixe, así como la festividad del Dulce Nombre de Jesús, en enero.

Así como las carreras de burros, el guajolote como símbolo festivo, los enmascarados y las danzas de las mujeres en algunos rituales conviven en una serie que estará abierta al público del 15 de julio al 16 de agosto en la galería ubicada en la calle Constitución, número 100-A, en el centro de la ciudad de Oaxaca.

“Creemos que es importante dar esa mirada de las festividades, que no es nada más petrificada, sino una labor comunitaria, y creo que esto es muy importante porque ellos miran su propia comunidad”, añade Romero, de profesión fotógrafa.

Subrayó que al hacer esta exposición busca abrir un mercado para la fotografía en Oaxaca, en vista de que la gráfica o la pintura tienen más posibilidades en cuanto a ventas.

“No se vende como una pintura, pero hay respuesta de gente de Estados Unidos, de Europa, incluso de la Ciudad de México y Monterrey, hay un mercado que empieza a notarse”, añade.

Resistencia cultural contra la “Guelaguetzificación”