Mupo refuerza su programación |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Arte y Cultura

Mupo refuerza su programación

Un homenaje al fallecido Juan Alcázar, la revisión de su acervo y una retrospectiva destacan entre los festejos del museo abierto el 1 de octubre de 2004

El Museo de los Pintores Oaxaqueños (Mupo) alista la renovación de sus exposiciones con un nuevo programa que comienza en febrero próximo. A la par de las muestras, entre las que estará la primera de la sexta Bienal de Artes Gráficas Shinzaburo Takeda, el espacio detalla los festejos de sus 15 años, que se cumplen el 1 de octubre. Un homenaje a su fundador y director, el fallecido artista y promotor Juan Alcázar, destaca entre las actividades de celebración, mismas que se complementan con una revisión del acervo y retrospectiva del museo.

Efraín Morales Sánchez, su director desde febrero de 2017, destaca el homenaje a Juan Alcázar (Oaxaca, 1956-2003), fundador del recinto creado para mostrar “la plástica de los grandes artistas oaxaqueños del siglo XVII hasta los maestros de la época actual”.

Quien fue director del mismo y cofundador del Taller de Artes Plásticas Rufino Tamayo también se desempeñó como “un gran promotor cultural en el estado”, por lo que Morales considera pertinente un homenaje a manera de exposición que estará de agosto a octubre en tres salas del espacio (la Rufino Tamayo, Rodolfo Nieto y Rodolfo Morales).

Junto a esta actividad, habrá otras que se desarrollarán en coordinación con la Secretaría de las Culturas y Artes de Oaxaca y unas más sobre la obra del colectivo Guenda, del artista Víctor Hugo Pérez y una sobre el mundo de la lucha libre. Para la retrospectiva del museo, en la que se pretende reunir la obra de quienes han expuesto en él, se espera la colaboración de coleccionistas y fundaciones de arte que han trabajado ya con el recinto. Entre estas se confía en lograr un acuerdo con la Black Coffee, que durante 2016 y 2017 apoyó con la retrospectiva sobre gráfica de Rufino Tamayo.

Por ahora, Morales hace un balance de las exposiciones del último año, tres de las cuales se mantienen hasta el 27 de enero, y con las que se cubrieron las expectativas de los visitantes, además de levantar la cifra de visitantes (afectada en 2017 por los sismos). Por ejemplo, mediante Endemismo (una colectiva sobre obra relacionada con la biósfera Tehuacán-Cuicatlán, declarada en julio de 2018 como patrimonio de la humanidad) y Anhelos extraviados (de Adán Paredes). Esta última, señala, tuvo mucho interés no solo del público oaxaqueño y nacional, sino del extranjero, proveniente principalmente de Estados Unidos, gracias a que abordó el tema de la migración.

“Vladimir Cora, con el tema de la mujer y de los feminicidios”, también ha tenido buena respuesta, agrega quien atribuye tal impacto a los conceptos de las exposiciones, que han coincidido con temas actuales y vigentes. Además por ser muestras de calidad en términos creativos.

“El museo trata de que las exposiciones cumplan con el momento histórico, den propuesta y que, en este caso, el comité de selección revise la curaduría y defina el concepto y la calidad de las obras”.

NIETO, LA LECCIÓN Y EMPUJE

En agosto de 2017, el Mupo fue foco de una polémica suscitada por la exposición que se pretendía hacer en torno al oaxaqueño Rodolfo Nieto. Organizada por la fundación SUMMA de Talentos, la muestra fue suspendida en el mismo día de su inauguración (18 de agosto) y luego cancelada, ante irregularidades y posible falsedad de obras.

Las 48 piezas fueron devueltas “y quienes quisieron tomar esto como una bandera política, pues están en la libertad de hacerlo”. Sin embargo, como museo, se notificó a los expositores —una hora antes de la inauguración— que se suspendía la muestra, “por no acreditar más de 10 obras su autenticidad”.

Con base en ese incidente, Morales reconoce un aprendizaje y lección en términos, pues pone en evidencia un problema que puede afectar a otros. Asimismo, explica que como responsables del museo se siguió y se mantendrá un protocolo muy rígido, y en cuya aplicación colaboran la asociación Amigos del Mupo y la Secretaría de Cultura.

“Muchos expositores y responsables de proyectos piensan que (el museo) es una casa de cultura y no, es un museo con un reconocimiento internacional. Si no cumplen el protocolo, están sujetos a sanciones, y no importa que falte un minuto para la (inauguración) exposición, si no cumplieron o nos quieren ‘meter gol’, vamos a aplicar las sanciones”.

Esta rigidez, reconoce, genera polémicas y hace pensar que el recinto es elitista o cerrado. Pero, remarca, no es así; en cambio, es fácil exponer en él, siempre y cuando se cumpla con los requisitos y convenio.

LOS APOYOS, DE AMIGOS DEL MUPO Y SECULTA

Como un recinto creado hace 15 años y para el que existe colaboración con el Estado, Morales subraya el convenio entre la Secretaría de las Culturas y Artes de Oaxaca (Seculta) y la asociación civil Amigos del Mupo. Gracias a ello “hay un apoyo institucional y social”. Desde la asociación de Amigos, resalta la función como parte del comité para la selección de obra de artistas, para la logística e infraestructura del mismo.

Toda la infraestructura y la creación del museo, que se encuentra en un edificio que data de fines del siglo XVII y que antes albergara a un colegio de niñas, a dos museos e incluso oficinas municipales y estatales, se deben a la asociación civil Amigos del Mupo, expone.

“Ese trabajo conjunto que se viene haciendo entre Amigos del Museo y Seculta es lo que está dando buenos resultados. Esa comunión es un ejemplo para muchas instituciones en que el Estado tiene una participación puntual y en la que Amigos del Museo tiene una responsabilidad, en busca de que lo que se exponga y se haga cumpla estándares y el protocolo requerido”.

 

 

Relacionadas: