El retorno a la caverna en la era de la información |
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Arte y Cultura

El retorno a la caverna en la era de la información

La artista Julia Barco recrea la alegoría de Plantón en la video instalación que presenta en el Centro Cultural Santo Domingo

  • El retorno a la caverna en  la era de la información
  • El retorno a la caverna en  la era de la información
  • El retorno a la caverna en  la era de la información

En su alegoría a la caverna, el filósofo Platón habla de un grupo de personas que, encadenadas de pies y manos, y de espaldas a la entrada, sólo alcanza a ver las sombras de los objetos y seres que se proyectan en la pared. Basada en esa reflexión, la artista Julia Barco (Colombia) presenta Retorno a la caverna, una video instalación que desde el pasado domingo presenta en el Centro Cultural Santo Domingo, centro de Oaxaca de Juárez.

Julia, cuyo interés se ha volcado en el estudio de la luz, replantea la alegoría de Platón y considera que en la actualidad esa supuesta realidad de los encadenados es similar a la que existe con el uso de las tecnologías digitales.

“Cada quien está en su mundo y los aparatos (teléfonos inteligentes u otros similares) se han convertido en la ventana al mundo, casi siempre fuera del control de las personas. Cierta parte sí, pero esto es lo que viene llegando y hay que defenderse un poco”.

Pero, ¿cómo hacer frente a esta situación? La autora propone alejarse un poco de los aparatos y, en lugar de hacer varias cosas a la vez, enfocarse en una sola.

“Un poco lo que te permite la meditación, que te concentras en tu respiración y estás ahí, eso es muy difícil en hacer en general en este mundo”, expresa la autora que, aunque basada en las ideas platónicas, desarrolló un proceso inverso, a partir de un experimento efectuado en Bogotá, Colombia.

El caos que había fuera del inmueble en que estuvo, Julia decidió introducirlo en “la caverna”, para simplificarlo y convertir a la gente en sombras, a fin de entender esa realidad.

Ahora, parte de ese proceso —en su versión más expandida— es lo que comparte en Oaxaca.

De vuelta a la reflexión sobre la saturación de información y de la imposibilidad para aislar las cosas y poner atención en una sola, la artista dice que su ejercicio tiene que ver con reducir la realidad a algo muy simple. Es así como, a través de proyecciones que recogen el registro de Julia, se observan las sombras de quienes pasaban fuera, y que fueron captados por un orificio que la autora dejó abierto, luego de percatarse que en los ventanales entraba demasiada luz.

“De repente me di cuenta que por uno de los hoyitos que no había cerrado se había metido toda la calle, en forma de cámara oscura. Eso se me juntó con el hecho de que había leído y había estado estudiando la alegoría de la caverna, de Platón”.
Julia Barco, quien desde hace varios años radica en el país y mantiene una relación estrecha con el arte en Oaxaca, trae en esta ocasión una obra de su proyecto Regarding Light, que por varios años le ha llevado al estudio e investigación de la luz para proponer piezas de arte.

La luz, ese elemento que le lleva a investigar cómo afecta los espacios tiene que ver con la colección que trabaja en torno a fotografías con luz natural y luz artificial, comparte la también realizadora de mini documentales.